Nueva polémica de Netflix: promociona «Black Mirror» con imágenes del 1-O y lapsus de Rajoy

La plataforma, que estrenará próximamente un documental sobre el referendo ilegal en Cataluña, ya avisa: «El futuro está aquí»


Mariano Rajoy vuelve a servir de gancho a Netflix para promocionar alguna de sus series estrella. Si durante el pasado verano la plataforma digital directamente se burló del presidente del Gobierno al anunciar la tercera temporada de Narcos con dos tuits de lo más provocadores («La nueva entrega de #Narcos llega el viernes y no viene en sobres» y «Sé fuerte. Vuelve Narcos»), Netflix recupera ahora estrategia y tira de controversia para promocionar la cuarta temporada de Black Mirroy, la distopía oscura y de culto creada por Charlie Brooker sobre un mundo, el actual o el inminente, propulsado por la omnipresente tecnología. Unos seis nuevos capítulos estrenados el pasado 29 de diciembre.

A Netflix parece el ruido generado en anteriores campañas polémicas acabó compensándoles más allá de los gestos torcidos y de las críticas de algunos espectadores. Un fenómeno que, de nuevo, se vuelve a producir ahora. La campaña promocional de la cuarta temporada de Black Mirroy, que recoge de nuevo temas candentes de la actualidad política, está cosechando un gran recorrido tanto por las alabanzas de los usuarios que la consideran una genialidad creativa como por los reproches de aquellos que ven en ella una afinidad con la causa separatista catalana.

El anuncio arranca con una de las frases más crípticas de Rajoy, pronunciada en un encuentro con emprendedoras el 8 de marzo del 2016: «Tenemos que fabricar máquinas que nos permita seguir fabricando máquinas porque lo que no va a hacer nunca la máquina es fabricar máquinas».

Es a continuación, y a partir de la sucesión veloz de secuencias, cómo la promo intercala escenas de la ficción con otras ocurridas en España. Por ejemplo, las cargas policiales que tuvieron lugar durante el referendo ilegal del 1-0 en Cataluña, acompañadas de una imagen de Rajoy con gafas de realidad virtual y con el lema sobreimpresionado: «El futuro está aquí». Unos incidentes que refuerzan la idea vendida por Netflix de que «si ya has terminado la cuarta temporada, no desesperes, la serie continúa ahí fuera».

El anuncio, que incluye imágenes y frases de Carles Puigdemont y otra de las frases más enigmáticas de Rajoy -«algunos se creen que no tenemos sentimientos pero somos sentimientos y tenemos seres humanos»-, pronunciada tras ser declarado persona non grata en Pontevedra, también se centra en las redes sociales. Así, muestra al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, criticando a plataformas como Instagram, y se hace eco de que «más de 30 tuiteros españoles han sido condenados por chistes, insultos y entaltecimiento al terrorismo».

Netflix estrenará próximamente un documental sobre el referendo ilegal en Cataluña.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Nueva polémica de Netflix: promociona «Black Mirror» con imágenes del 1-O y lapsus de Rajoy