ERC niega que el acuerdo con Puigdemont garantice su investidura

Esquerra matiza que el pacto con JuntsxCat es para constituir el Parlament con una Mesa de mayoría independentista y dice que aún estudia las fórmulas para la investidura

.

Barcelona

ERC ha explicado que ha llegado a un acuerdo con JuntsxCat para constituir el Parlament el próximo miércoles 17 de enero con una Mesa de mayoría independentista, pero ha matizado que aún tiene que estudiar las fórmulas que le propone la lista de Carles Puigdemont para la investidura del presidente.

Fuentes republicanas consultadas explican que hay acuerdo para constituir la Cámara porque Puigdemont ha descartado bloquear el primer pleno de la legislatura promoviendo la ausencia de sus diputados, algo que ERC no quería, pero que aún hay que negociar la vía para la investidura del presidente -que se tiene que hacer en un pleno posterior-.

Sobre la investidura, ERC esgrime que Puigdemont les ha propuesto una investidura telemática por videoconferencia (a través de Skype u otra tecnología similar) o bien una investidura delegada, y ahora los servicios jurídicos de los republicanos estudiarán la viabilidad de esta propuesta.

Fuentes de las negociaciones han explicado que Carles Puigdemont y Marta Rovira se reunieron el martes por la noche en Bruselas para abordar la situación política catalana, justo el mismo día en que el expresidente de la Generalitat Artur Mas anunciaba su dimisión como presidente del PDeCAT, partido de Puigdemont.

Puigdemont propuso a la republicana que su investidura se realice de forma telemática (vía Skype) o bien delegando en otro diputado la lectura de su discurso.

En este contexto, fuentes de ERC han indicado que estudiarán con sus servicios jurídicos la viabilidad de estas propuestas. Otra incógnita es cómo se garantizaría que los diputados electos que permanezcan en Bruselas o en prisión y que no renuncien al acta puedan votar.

En todo caso, queda descartada la opción de que la mayoría independentista bloquee el pleno de constitución del Parlament no asistiendo para provocar que no haya quórum, por lo que está asegurado que la legislatura se iniciará.

La CUP celebra el acuerdo de investidura

La diputada electa de la CUP Natàlia Sànchez ha considerado positivo el acuerdo para desencallar la investidura y la constitución de la Mesa del Parlament, y ha asegurado que su formación votará a «un presidente republicano».

«Los cuatro diputados no impedirán la investidura de un Govern republicano», ha asegurado en declaraciones a Catalunya Ràdio, aunque ha pedido concreción sobre qué piensan hacer JuntsxCat y ERC en esta legislatura.

«Si es para construir República y ampliar derechos sociales, adelante», pero ha insistido en que Puigdemont debe concretar cuál será su estrategia.

Artur Mas pide «no poner en peligro» la mayoría soberanista 

El expresidente de la Generalitat y desde este martes expresidente del PDeCAT, Artur Mas, ha asegurado que «no se puede poner en peligro» la mayoría independentista en el Parlament surgida de las elecciones del 21 de diciembre y que, por tanto, hay que evitar que se repitan los comicios. Apuesta por que el independentismo actúe «en los marcos establecidos por el Estado».

Así, ha pedido este miércoles en una entrevista de Catalunya Ràdio que el Govern que surja del 21-D «no sirva para unos meses, sino para toda una legislatura».

Mas ha celebrado que el independentismo lograra más del 47% de sufragios con una participación del 79%, «que es casi todo el mundo», pero ha advertido que este porcentaje permite mantener el rumbo hacia la independencia pero no a cualquier precio.

«Se tendrá que hacer en los marcos establecidos por el Estado español, que son un corsé, porque ya se ha visto el recorrido que tienen», ha lamentado, a la vez que el Govern trabaje en las cuestiones del día a día, ha dicho.

Artur Mas se va tras la deriva de Puigdemont

Cristian Reino
.

Tras acumular discrepancias con su sucesor en la Generalitat, dimite como presidente del PDECat con la excusa de las causas judiciales y de que así ayuda a Junts per Catalunya

Terremoto en el independentismo. Artur Mas anunció este martes su dimisión como presidente del PDECat, el partido que tomó el relevo de Convergència en julio del 2016. «Vuelvo dar un paso al lado», afirmó el dirigente nacionalista, que hace dos años ya renunció a la presidencia de la Generalitat para permitir la investidura de Carles Puigdemont. Mas dice que no abandona la política -«el futuro dirá», matizó-, pero se aparta de la primera línea y deja su puesto a Neus Munté, hasta ahora copresidenta del partido. Se va por dos razones, según argumentó en su despedida, en la que estuvo arropado por la plana mayor de la formación. Por un lado, cree que su marcha ayudará a reforzar el proyecto del PDECat y Junts per Catalunya, que considera que obtuvo un muy buen resultado en las pasadas elecciones autonómicas. Para ampliar la base secesionista, «afianzar y expandir» el proyecto, dijo. A su juicio, la victoria independentista en las elecciones del 21D concede una «oportunidad de oro» para que los neoconvergentes puedan ampliar su base de una forma más acelerada y consolidarse como la fuerza de referencia en el independentismo. Haber frenado a Esquerra es un triunfo, según entienden en el centroderecha soberanista. Y a su parecer este crecimiento lo deben pilotar caras nuevas. «Hacen falta nuevos liderazgos», aseguró con segundas.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

ERC niega que el acuerdo con Puigdemont garantice su investidura