C's se convertiría en la primera fuerza y los independentistas lograrían la mayoría absoluta en las elecciones del 21D

El bloque independentista y el constitucionalista tan solo están separados por el 1 % de los votos según la encuesta a cierre de urna de «La Vanguardia»


Ciudadanos ganaría las elecciones del 21 de diciembre convirtiéndose en la fuerza más votada según las encuestas a cierre de urna publicadas por La Vanguardia, pero las tres fuerzas independentistas podrían conseguir la mayoría absoluta. La formación de Inés Arrimadas, con un 26 % de los votos, lograría entre 34 y 37 escaños, experimentando uno de los aumentos de representantes más importantes de las elecciones. Hace dos años, los naranjas se quedaban en 25 diputados convirtiéndose en la segunda fuerza más votada.

En segundo lugar quedaría ERC, que aglutinaría un 22,5 % de los votos que se traducen en entre 34 y 36 diputados. Los de Puigdemont se convertirían en la tercera fuerza con un 19 % de los votos y entre 28 y 29 escaños. La suma de los escaños de estas dos fuerzas y la CUP, que perdería casi la mitad de sus representantes al pasar de 10 a entre 5 y 6 escaños, podría otorgar a los independentistas la mayoría absoluta de la Cámara. Entre las tres fuerzas se moverían en una horquilla de entre 67 y 71 representantes (la mayoría absoluta se sitúa en los 68).

El PSC de Miquel Iceta también mejoraría ligeramente sus datos al pasar de 16 diputados a entre 18 y 20, tras aglutinar un 15 % de los votos. Al otro lado de la balanza se sitúa el PP catalán que cae hasta el 4,5 % de los votos siendo el partido menos votado de toda la Cámara. Estos datos le dan tan solo entre 3 y 5 parlamentarios.

Con estos datos, Ciudadanos, PSC y PP no conseguirían la mayoría absoluta y se moverían en una horquilla de entre 55 y 62 escaños. Sin embargo, la diferencia entre la suma de sus votos, comparada con la del bloque independentista sería mínima. El bloque constitucionalista (con un 45,5 % de los votos) y el independentista (con un 46,5 %) tan solo estarían separados por el 1 % de los votos.

Catalunya en Comú-Podem podría tener la llave a pesar de empeorar sus resultados. La formación liderada por Xavier Domènech perdería representantes al pasar de los 11 escaños que logró en el 2015 hasta los 7-8 que les otorga la encuesta con el 7 % de los votos.

Una jornada histórica

Los comicios, históricos, decidirán el futuro de una Cataluña inmersa en una grave crisis institucional sin precedentes, una herida abierta por los partidos secesionistas que este jueves se enfrentan a unas elecciones decisivas. Una de las claves del día es precisamente la participación, que se preveía superior al 75 % registrado en los últimos comicios y que según los datos de las 18.00 horas las cifras parecían apuntar en esa dirección. 

Los últimos sondeos han dibujado un Parlament muy fragmentado, con dos grandes bloques bastante empatados. Los indepententistas y los constitucionalistas medirán sus fuerzas esta noche, en una jornada en la que un solo escaño puede cambiar mucho las cosas. Para obtener una mayoría absoluta la suma debe dar 68 escaños de los 135 que tiene esta cámara regional. Las encuestas han demostrado desde el principio de la campaña que alcanzar esta cifra es un imposible para un solo partido, y ahí es donde entran en juego los pactos y las alianzas, claves para una legislatura que se prevé bastante movida. Si no hay mayorías absolutas y no se logran acuerdos para formar Gobierno, las elecciones volverían a irrumpir en el calendario de los catalanes en el mes de junio. 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

C's se convertiría en la primera fuerza y los independentistas lograrían la mayoría absoluta en las elecciones del 21D