El Mobile World Congress seguirá en Barcelona

ESPAÑA

LLUIS GENE

La GSMA, que organiza el evento, explica en un comunicado que no se ha planteado cambiar la sede y que existe un acuerdo vigente con la ciudad hasta el año 2023, aunque continuará valorando la situación en España y Cataluña

13 oct 2017 . Actualizado a las 17:22 h.

Un total de 101.000 asistentes, cerca de 2.200 expositores, más de 3.600 medios de comunicación acreditados, 13.000 puestos de trabajo temporales y alrededor de 460.000 millones de euros de impacto sobre Barcelona.Estas son las cifras del último Mobile World Congress (MWC) celebrado en la ciudad catalana.

El MWC es de largo la mayor feria o congreso que se celebra en España y una de las más importantes de Europa y el mundo. Barcelona acoge el evento desde el 2006, pero numerosas ciudades aspiran a arrebatárselo, entre ellas París, Múnich -un polo tecnológico dentro de Alemania, elegido por el tercer fabricante de smartphones del mundo, Huawei, para presentar los Mate 9 y 10, su gama más avanzada- o Milán.

Hasta ahora la GSMA, la asociación de operadores móviles y compañías de telefonía que organiza el Mobile, no tenía dudas sobre la idoneidad de la Ciudad Condal como sede del Mobile: una urbe cosmopolita, junto al mar, con atractivos turísticos y una gastronomía mundialmente reconocida que la hace muy atractiva como ciudad de negocios. La elección de Barcelona también tenía sentido en el marco de España, uno de los países del mundo con mayor penetracion de smartphones (actualmente ocupa el puesto 13, con más de 30,7 millones de usuarios, el 66,8% de la población, según el Newzoo's Global Mobile Market Report). Pero los acontecimientos de las últimas semanas, con el empecinamiento del Gobierno catalán en celebrar un referendo y declarar una independencia al margen de la voluntad de la mayoría de la población, podrían hacer replantearse esta situación.