La Fiscalía pide tres años de cárcel para Matas por contrataciones irregulares en el caso Palma Arena

El cuarto juicio al que se enfrenta el expresidente balear y exministro del Gobierno de Aznar quedó visto para sentencia


redacción / la voz

Los casos judiciales contra Jaume Matas, el expresidente balear siguen adelante. El martes quedó visto para sentencia el cuarto juicio al que se enfrenta el que fuera hombre fuerte del PP en las islas y ministro en el Gobierno de Aznar. Se trata de las piezas 8 y 9 del complejo caso Palma Arena, donde supuestamente se dilapidaron millones de euros de dinero público en un edificio multiusos.

En sus conclusiones finales, la Fiscalía Anticorrupción rebajó de cuatro a tres años de cárcel la pena solicitada para Matas, por la presunta contratación irregular de los arquitectos que diseñaron y construyeron el velódromo. Además se le acusa de un delito continuado de fraude a la Administración y prevaricación. Para el ex director general de Deportes Jose Luis Ballester, también juzgado en esta pieza, la Fiscalía solicitó seis meses de prisión a sustituir por multa de 1.080 euros, por los mismos delitos, al tener en cuenta la atenuante de colaboración con la justicia por confesión. Además solicitaron que ambos aporten una responsabilidad civil de 685.293 euros (en un 95 % Matas y el 5 % Ballester).

Según la fiscal Anticorrupción Laura Pellón, para construir el velódromo «se produjo un concierto y se utilizó un artificio a propósito» para eludir las normas del procedimiento administrativo e «imponer una voluntad decisoria» del principal acusado, Matas, que «se sirvió y utilizó como órgano ejecutor de sus decisiones a Ballester». La fiscal recordó que en su declaración ante el tribunal Matas asumió su responsabilidad política y precisó que de ella «se han derivado importantísimas decisiones administrativas en las que participaba».

Patente de corso

El abogado defensor del expresidente pidió su absolución y aseguró que está acusado porque las acusaciones son «esclavas de su política de pactos» y quienes declararon contra Matas «tienen patente de corso». En el mismo sentido se ha manifestado el abogado de Ballester, que pidió esa atenuante por una dilación de 67 meses en el procedimiento, así como la de reparación del daño porque Ballester ha consignado 16.326 euros.

El juicio que finalizó el martes es el cuarto a Matas como acusado en el caso Palma Arena, tras los celebrados por la contratación irregular de un periodista que le escribía los discursos, por la contratación de su esposa en un hotel y por el llamado caso Nóos.

Tras el primero, Matas cumplió 9 meses de condena por tráfico de influencias y en el segundo fue condenado a pagar una multa de 9.000 euros por cohecho. En el caso Nóos, Matas recurrió ante el Supremo su condena a 3 años y 8 meses por prevaricación, falsedad y fraude a la Administración.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La Fiscalía pide tres años de cárcel para Matas por contrataciones irregulares en el caso Palma Arena