Australia confirma la muerte del niño Julian Cadman en el atentado de Barcelona

El padre del menor, que ayer se había dado por «localizado» en un hospital, llegó ya a Barcelona


El Gobierno australiano ha confirmado hoy «con profunda tristeza» la muerte del niño Julian Cadman, de 7 años, en el atentado de Barcelona (noreste español) del pasado jueves, en el que también resultó herida su madre. «Nos mantenemos en contacto estrecho con la familia que ha pedido privacidad en este momento difícil y horroroso, y pedimos a los medios que respeten esa petición», dijo la ministra australiana de Exteriores, Julie Bishop, en un comunicado.

«Julian era un miembro amado y adorado de nuestra familia», señaló por su parte la familia del niño en un comunicado citado por la cadena local ABC, en el que se destaca su personalidad «activa, divertida y traviesa». «Nos sentimos bendecidos por haberle tenido en nuestras vidas y recordaremos su sonrisa y guardaremos su memoria en nuestros corazones», añadió la familia que agradeció la ayuda en la búsqueda del pequeño, incluida una intensa campaña en las redes sociales.

«Julian era un niño encantador, curioso y con energía, amable y generoso», indicó Greg Whitby, director ejecutivo de la diócesis de Parramatta, en el oeste de Sídney, en un comunicado.

El paradero de Julian Cadman, ha estado rodeado de misterio y confusión desde el jueves. Sin embargo, el departamento de Interior de la Generalitat ya confirmó ayer que entre las tres nuevas víctimas identificadas el domingo estaba un niño de doble nacionalidad australiana y británica, lo que coincidía con sus datos.

El día de los ataques en Barcelona el menor se encontraban en la Ciudad Condal con su madre -que resultó herida y está en un hospital- para asistir a una boda. Tras el desconcierto inicial, su familia denunció a través de mensajes en las redes sociales su desaparición, convirtiéndose su historia en una de las que más sacudieron a la opinión pública.

Su foto circuló en los últimos días por las redes sociales en un intento de facilitar su ubicación. La propia primera ministra británica, Theresa May, intervino el viernes: «Estamos investigando con urgencia las informaciones de un niño desaparecido que es británico con doble nacionalidad», dijo a la cadena BBC. 

El sábado, sin embargo, saltaba la noticia de que fuentes policiales aclaraban que el pequeño australiano siempre había «estado localizado» y que se encontraba ingresado en un hospital. Llamaba la atención, sin embargo, que no se informase de su estado. La policía catalana aseguraba, por otro lado, que no buscaba a «ningún menor» desaparecido en los atentados de Barcelona y Cambrils.

El sábado por la tarde llegó a Barcelona el padre del menor, acompañado por psicólogos y otros profesionales de apoyo emocional. Desde el aeropuerto se dirigió al Instituto de Medicina Legal de la Ciudad de la Justicia, en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona), para identificar a su hijo fallecido.

«Julian nos fue tristemente arrebatado»

Tras el anuncio de la Generalitat, el gobierno británico hizo público un mensaje de la familia: «Julian era un miembro muy querido y adorado de la familia. Mientras disfrutaba de una visita a Barcelona con su madre, Julian nos fue tristemente arrebatado».

El ministro británico de Asuntos Exteriores, Boris Johnson, ha enviado sus «más sinceras condolencias» a la familia del niño australiano-británico Julian Cadman y consideró una «tragedia» su muerte en el ataque terrorista de Barcelona.

«Envío mis más sinceras condolencias a la familia de Julian Cadman y a todos aquellos que le querían. Su muerte es una tragedia», dijo el jefe de la diplomacia británica en un mensaje en su cuenta de Twitter después de que las autoridades catalanas confirmaran el fallecimiento del menor.

«El Foreign Office, nuestros colegas australianos y las autoridades españolas continúan haciendo todo lo posible para apoyar a su familia en este momento profundamente angustioso», añadió Johnson.

También un portavoz del citado ministerio británico afirmó hoy que desde esa cartera se está «ayudando» a la familia.

Las otras dos víctimas identificadas hoy son una persona italiana y otra belga. Estas identificaciones ya han sido comunicadas al juzgado de instrucción que investiga el caso y a las familias de los muertos. Doce de los 14 fallecidos ya están identificados gracias al ADN.

Votación
11 votos
Comentarios

Australia confirma la muerte del niño Julian Cadman en el atentado de Barcelona