En el congreso del PP se discutirá sobre primarias, limitación de mandatos y acumulación de cargos

A la sede central de la calle Génova de Madrid han llegado 4.000 propuestas de las organizaciones territoriales y los compromisarios


madrid / colpisa

Cinco años después del último congreso nacional del PP, los cuadros y militantes de la formación han demostrado a golpe de enmienda que esta vez piden la palabra. A la sede central de la calle Génova de Madrid han llegado 4.000 propuestas de las organizaciones territoriales y los compromisarios participantes en el cónclave del 10 al 12 de febrero, que rectifican, matizan y complementan las ponencias coordinadas por los vicesecretarios en materia política, social, económica, educativa y europea. La cifra supera con creces la del 2012, cuando los delegados presentaron 1.532 enmiendas, y duplica la registrada antes del convulso congreso del 2008 en el que la continuidad de Mariano Rajoy se vio cuestionada.

Hoy, con el liderazgo del presidente garantizado, los esfuerzos de dirigentes y afiliados se han volcado en poner a punto el partido. La ponencia que suscita un mayor interés es la que aborda los principios políticos que definen el PP y los cambios en su normativa interna. 1.285 enmiendas se centran en este apartado, responsabilidad de Fernando Martínez-Maillo y sus colaboradores. El debate está asegurado. Por primera vez, todos los compromisarios, los 3.128 elegidos por la militancia, podrán tener voz y voto sobre los cambios en los estatutos del partido y aprobar hasta dónde está dispuesto a llegar el PP en materia de democracia interna o limitación de mandatos.

Una de las discrepantes es Cristina Cifuentes, quien se desmarcó del sistema de doble vuelta ideado por la cúpula del PP para la elección de líderes del partido y que otorga a los compromisarios, y no a los militantes, la última palabra. «Podemos perfeccionar la doble vuelta, pero no cambiar el modelo de afiliados y compromisarios», advirtió Martínez-Maillo.

El portavoz adjunto de los populares en el Ayuntamiento de Madrid, Íñigo Henríquez de Luna, ha registrado también su propia propuesta. Plantea, además, que el ganador de los futuros congresos esté obligado a integrar en su dirección las candidaturas perdedoras que hayan obtenido, al menos, el 10 % de los respaldos de la militancia. En su paquete de enmiendas figura también una reflexión sobre la «separación de poderes» entre el partido y el Gobierno, aunque asegura no tener en mente el caso de María Dolores de Cospedal (ministra, diputada y presidenta de los populares en Castilla-La Mancha).

 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

En el congreso del PP se discutirá sobre primarias, limitación de mandatos y acumulación de cargos