Guadiana del Caudillo se resiste a la orden judicial y a la batalla política para cambiar el nombre

El Consistorio, dirigido por el PP,  estudia recurrir la sentencia que le obliga a cumplir la Ley de Memoria Histórica

Protesta de Podemos en la Asamblea de Extremadura cotnra el diputado del PP Juan Antonio Morales
Protesta de Podemos en la Asamblea de Extremadura cotnra el diputado del PP Juan Antonio Morales

redacción / la voz

El Gobierno local del municipio pacense de Guadiana se resiste a dejar de ser del Caudillo, a pesar de que una sentencia judicial le obliga a cambiar de nombre en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica. El Consistorio, dirigido por el PP, anunció ayer que estudia recurrir la sentencia dictada por un juzgado de Badajoz, que estimó el recurso presentado por el PSOE, un fallo que puede sentar un precedente con respecto a otras localidades que en sus denominaciones hacen referencia también al dictador.

El regidor de esta pequeña localidad de poco más de dos mil habitantes, Antonio Pozo, mantiene que «ahora mismo» no están obligados a cambiar el nombre al pueblo porque para hacerlo sería necesario el voto favorable de las dos terceras partes del pleno municipal, y «está claro que la mayoría de concejales de la corporación municipal del Ayuntamiento de Guadiana del Caudillo no están por la labor».

Antonio Pozo, Juan Antonio Morales, secretario provincial del PP de Badajoz y diputado de la Asamblea de Extremadura, y Ana Rivelles, alcaldesa de Alberche del Caudillo (Toledo), recibieron el pasado 2 de diciembre en un céntrico hotel de Madrid los diplomas de caballero y dama de honor otorgados por la Fundación Francisco Franco a las personas que defienden «la memoria del caudillo y su gran obra». La participación de los cargos extremeños del PP en este acto y el escaso interés demostrado por la corporación municipal de Guadiana por aplicar la Ley de Memoria Histórica activó la polémica política, con peticiones desde el PSOE para que el PP exija el acta de diputado a José Antonio Morales y actúe en Guadiana del Caudillo. Los populares, a través del secretario general del partido en Extremadura, Fernando Manzano, señalaron que desconocían que sus cargos iban a recoger los premios, porque «lo hubiésemos impedido».

Consulta favorable

Los intentos para modificar el nombre de Guadiana del Caudillo no son nuevos. Incluso se celebró una consulta popular en marzo del 2011 en la que 495 de los 817 votantes apostaron por continuar con el topónimo, en un municipio con 2.530 habitantes. «Porque esto se llame Guadiana del Caudillo parece que estamos todos con la mano en alto cantando el Cara al Sol todo el día, y nada más lejos de la realidad; esto es un pueblo como otro cualquiera. El cambio de nombre solo le interesa a cuatro personas», mantuvo Pozo en declaraciones realizadas a varios medios.

La Ley de la Memoria Histórica observa la «retirada de subvenciones o ayudas públicas» para aquellas corporaciones que se nieguen a cumplir una normativa que urge a las administraciones públicas a retirar «escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la dictadura».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Guadiana del Caudillo se resiste a la orden judicial y a la batalla política para cambiar el nombre