Las dos agredidas de Barcelona con la Selección denuncian ante la Fiscalía la paliza que recibieron

cristian reino BARCELONA / COLPISA

ESPAÑA

Marta Pérez | EFE

Todas las fuerzas políticas, excepto la CUP, condenan los hechos

07 jun 2016 . Actualizado a las 05:00 h.

Las dos mujeres de la entidad Barcelona con la Selección que fueron agredidas el sábado pasado por un grupo de encapuchados en la capital catalana acudieron ayer a la Ciudad de la Justicia para presentar una denuncia ante la Fiscalía. Las víctimas, que son voluntarias de una entidad que promueve la instalación de pantallas gigantes para ver a «la Roja», afirman que recibieron puñetazos, patadas e insultos por parte de cuatro hombres cuando repartían información en una carpa sobre los lugares de Barcelona donde se podrá ver la selección española en la Eurocopa.

Una de ellas fue zarandeada y empujada hasta la calzada, mientras uno de los agresores, que se llevó el bolso, gritaba: «Putos españoles, fuera de aquí, os mataremos». Al rato se presentó una patrulla de la Guardia Urbana. Cuando los agentes se retiraron, los agresores regresaron y volvieron para amedrentar de nuevo a las dos mujeres.

El portavoz de la plataforma, Nacho Pla, evitó ayer vincular a los agresores con movimientos del independentismo radical, pero sí afirmó que el incidente les ha dado más fuerza para continuar con su iniciativa. «Nos sentimos como cuando De Jong le dio la patada a Xabi Alonso. Hemos recibido una patada de unos individuos que no representan a Barcelona y vamos a ganar el partido», aseguró.

La agresión recibió la condena casi unánime y, salvo la CUP, todas las fuerzas mostraron su rechazo. Ciudadanos y el PP exigieron detenciones inmediatas a los Mossos d?Esquadra, en tanto que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, atribuyó el ataque al estado de opinión que a su juicio se ha instalado en Cataluña. Desde el Gobierno catalán, su vicepresidente, Oriol Junqueras, condenó «cualquier forma de violencia, en este caso y en cualquier otro». El líder de ERC también recordó que entre sus amigos y compañeros de candidatura hay muchos «aficionados de la Roja».

«Es intolerable», aseveró el consejero de Interior, Jordi Jané. El candidato de Convergència, Francesc Homs, mostró su solidaridad con las dos agredidas, aunque precisó que se trata de un hecho «puntual». El primer teniente de alcalde de Barcelona, Gerardo Pisarello, lamentó lo ocurrido, como ya había hecho la alcaldesa Colau el domingo al recordar que «Barcelona es ciudad de libertad y de respeto y que rechaza toda violencia».