Urdangarin reconoce que «no daba un paso» sin consultar con la Casa del Rey

El marido de la infanta Cristina retoma su declaración en el caso Nóos enfrentándose a una petición de condena de entre 11 y 26 años y medio de cárcel por ocho delitos


El marido de la Infanta Cristina, Iñaki Urdangarin, ha manifestado que el excontable del Instituto Nóos Miguel Tejeiro fue la persona que le recomendó constituir Aizoon, empresa que comparte al 50 por ciento con su mujer, «para canalizar mis honorarios profesionales». «Me dijo que era interesante tener una sociedad», ha aseverado el exduque, quien sin embargo ha desvinculado a su esposa del día a día de la mercantil. «Siempre he confiado en la opinión de Tejeiro», ha incidido el acusado, quien ha recordado que Aizoon fue creada en 2003 con el objeto social de consultoría y alquiler de bienes inmuebles. 

Según la Agencia Tributaria, Urdangarin utilizó Aizoon como «pantalla» para declarar gastos que nada tenían que ver con esta mercantil y así tributar menos en su declaración de la renta. Es más, la Infanta reconoció en la declaración que como imputada prestó el 8 de febrero de 2014 que conocía que su marido canalizaba sus ingresos profesionales a través de Aizoon. 

De hecho, ha reconocido ante el tribunal de la Audiencia de Palma que cobró 710.000 euros del Instituto Nóos entre el 2004 y el 2005 por su trabajo para las cumbres que organizó la entidad en Valencia y Baleares. «Creo que en total, en el 2004 y el 2005, mis honorarios por el Valencia Summit y el Illes Baleares fueron 710.000 euros con IVA», ha dicho Urdangarin, y ha detallado que cobrara en función de los baremos y precios de mercado «lo que podía cobrar un consultor de una escuela de negocios como Esade».

;
Urdangarin: «No daba un paso en mi vida sin informar a Revenga» Desvincula a su esposa la infanta Cristina de la gestión de Nóos y de Aizoon

Pero el marido de la infanta también reconoció que antes de tomar cualquier decisión hablaba con el secretario de las infantas. «Yo no daba un paso en mi vida sin consultarlo al señor Carlos García Revenga», ha declarado Iñaki Urdangarin para subrayar el respaldo de la Casa Real a la creación del Instituto Nóos y a la inclusión de Cristina de Borbón en su junta directiva. Aún así, Urdangarin ha asegurado que la infanta no tenía ninguna función en el Instituo Nóos puesto que únicamente era «miembro de la Junta Directiva». 

El exduque de Palma ha señalado que, el IRPF de la infanta Cristina lo elaboraba Federico Rubio, asesor que «venía por parte de la Casa del Rey y quien, según manifestó la pasada semana Diego Torres, era la persona que desde la Agencia Tributaria supervisaba periódicamente las actividades del Instituto Nóos.

La hermana del rey Felipe VI, a pesar de asegurar que no tenía nada que ver con la gestión y el funcionamiento de Aizoon, la empresa patrimonial del matrimonio que se nutría principalmente de los fondos que recibió de las Administraciones públicas el Instituto Nóos así como del dinero que Urdangarin percibió de las asesorías que prestó a diversas empresas, manifestó: «Sí, bueno, creo que fue a través de Aizoon que canalizaba sus ingresos profesionales, pero no sé más».

Pisos de Palma

Por otro lado, preguntado por los alquileres de los pisos que posee en Palma, Urdangarin ha dicho que fueron adquiridos por Nóos Consultoría y que fueron alquilados a Aizoon y, posteriormente, a un particular. Según ha dicho, desconoce «a qué responde» esta operación porque «fue un consejo que me dio Miguel Tejeiro». «De estas cosas nunca me he ocupado y he confiado en los temas fiscales y financieros en Miguel Tejeiro, del detalle lo veo y no entiendo muy bien a qué responde, no tomo estas decisiones», ha declarado.

Partido de pádel con Matas

Iñaki Urdangarin ha admitido durante su declaración que, en verano del 2003 mantuvo un encuentro «informal» con el expresidente del Govern Jaume Matas en Marivent donde, en el marco de un partido de pádel, definieron su colaboración de cara a la puesta en marcha de futuros proyectos entre el Ejecutivo balear y el Instituto Nóos.

Más en concreto, durante la reunión, tal y como ha explicado a preguntas del fiscal anticorrupción Pedro Horrach, el exduque de Palma trasladó a Matas y al exdirector general de Deportes del Govern José Luis «Pepote» Ballester la posibilidad de que el Govern patrocinase el equipo ciclista Illes Balears-Banesto, un proyecto cuya exclusividad ha atribuido al empleado de Nóos Juan Pablo Molinero. «Fue realmente él quien gestionó el proyecto, era su gran afición». «En cuanto conozco que Molinero tiene la exclusividad y el Govern balear perdió entonces sus dos grandes proyectos deportivos, me pareció una buena idea que Molinero y 'Pepote' pudieran hablarlo», ha manifestado el acusado, quien ha justificado así el hecho de que más adelante Matas, Ballester y él mantuvieran el encuentro en la residencia palmesana de la Familia Real.

De acuerdo a las investigaciones, el Ejecutivo autonómico acabó abonando 54.520 euros para el seguimiento de la repercusión del Illes Balears; 174.000 -por parte de la fundación Illesport- por la creación de la oficina del proyecto de este equipo deportivo, y 116.566 -por parte del Instituto Balear de Turismo (Ibatur) por la elaboración de material promocional del club ciclista. Urdangarin ha negado que presupuestase él mismo la oficina del proyecto de la que se encargaría su empresa en 300.000 euros anuales aproximadamente, y ha asegurado desconocer quién cifró la iniciativa en esta cantidad.

También reconoció su reunión con Rita Barberá en Valencia en el 2014, después de que esta ciudad fuese nominada como sede para albergar la Copa América de Vela, aunque afirmó que «ese no fue el motivo de la reunión». No obstante, ha declarado que este encuentro «tuvo dos partes» de manera que en la primera se ofrecieron los servicios de Molinero y en la segunda se habló de los «proyectos en los que se estaba trabajando». Lo que no reconoció fue una reunión con Francisco Camps, y quiso dejar claro que nunca abordó con él el Valencia Summit. 

Se desvincula de las facturas

Iñaki Urdangarin se ha continuado desvinculando este miércoles del tema de las facturas del Instituto Nóos asegurando que «es importante saber que en las empresas existe división de funciones y ésta no era mi función». El exduque de Palma ha remarcado que «el tema de las facturas era una función delegada a tema de contabilidad», de la que Marco Tejeiro era el responsable, ha dicho.

Al inicio de su comparecencia ante el tribunal, el marido de la infanta Cristina se desvinculó de las cuestiones relativas a facturación o contabilidad de la entidad que presidía y que, según las pesquisas, constituyó el epicentro de una trama a través de la que ambos exsocios se apoderaron de más de seis millones de euros de Baleares, Madrid y Comunidad Valenciana.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Urdangarin reconoce que «no daba un paso» sin consultar con la Casa del Rey