Rajoy hará los cambios en el PP y en el Gobierno entre los días 13 y 21

Gonzalo Bareño Canosa
Gonzalo BAreño MADRID / LA VOZ

ESPAÑA

ANDREA COMAS | REUTERS

Feijoo revela que ha tenido una conversación «instructiva» con el presidente

03 jun 2015 . Actualizado a las 08:26 h.

Mariano Rajoy puso ayer en práctica lo que él entiende por «ser más próximos, cercanos y comunicar mejor», tal y como dijo en la rueda de prensa en Génova al día siguiente de las elecciones. Aunque, para ello, tuvo que desmentirse a sí mismo. Si hasta ahora callaba siempre cuando se le preguntaba por relevos en el PP o en el Ejecutivo, y mucho más por las fechas en las que se llevarían a cabo -«los cambios, sean en el partido, sean en el Gobierno, se anuncian una vez que se han producido, como es perfectamente entendible», dijo todavía el pasado miércoles-, ayer confirmó que habrá cambios y que se harán rápido. «Sí, sí», contestó cuando los periodistas le preguntaron directamente si habría relevos antes del verano. Pero hasta ahí llegó su nueva política de comunicación. «Ya he dicho mucho», fue su respuesta cuando se le pidió que precisara si esos cambios afectarán tanto al partido como al Gobierno. Fuentes de su entorno confirmaron sin embargo que habrá novedades en Moncloa y en Génova.

Cospedal se hace fuerte

En sentido estricto, el verano comienza el próximo día 21, por lo que los cambios deberían estar listos antes de esa fecha. Se da por seguro que no se anunciarán en ningún caso antes de la constitución de los nuevos ayuntamientos, prevista entre el 13 y el 16 de junio. Pese a las fuertes presiones para que Rajoy releve a María Dolores de Cospedal, en la secretaría general, que llevaron a dar por hecha su salida, ahora la sensación general, y más después de que la número dos del PP asegurara que su intención es seguir, es que ese relevo no se producirá por el momento.

Eso implica que, si no se quiere decepcionar las expectativas de unos cambios significativos, la remodelación en el PP podría afectar a todos los vicesecretarios generales del partido. Es decir, a Javier Arenas, responsable de Política Autonómica y Local, a Carlos Floriano, de Organización, y a Esteban González Pons, de Estudios y Programas. Los sustitutos serán probablemente personas de una generación posterior, con mejor capacidad de comunicación y de empatía con los sectores más jóvenes del electorado. El más citado es Pablo Casado, pero no es el único.