Díaz recuerda a Sánchez que la unidad es la clave para ganar las elecciones

Enrique Clemente Navarro
enrique clemente MADRID / LA VOZ

ESPAÑA

La presidenta andaluza lanza este mensaje al secretario general y sigue sin apoyar la destitución de Gómez, que dejará su acta de diputado regional

13 feb 2015 . Actualizado a las 13:28 h.

En plena convulsión interna en el PSOE, provocada por la destitución fulminante de Tomás Gómez ordenada por Pedro Sánchez, la presidenta andaluza, Susana Díaz, destacó que el secreto de los socialistas andaluces para ganar las elecciones del 22 de marzo es la unidad y que siempre anteponen los intereses de los ciudadanos a los del partido. Así se pronunció durante su intervención en el comité director del PSOE-A, en la que no mencionó lo sucedido en Madrid, pero resaltó la unidad del socialismo andaluz en un momento crítico del partido a nivel nacional. Díaz cerró su discurso pidiendo que «nadie se distraiga» con otras cuestiones que no sean las elecciones.

La presidenta aún no se ha pronunciado sobre la destitución de Gómez, pero ayer el portavoz del PSOE-A en el Parlamento regional, Mario Jiménez, afirmó que los socialistas andaluces no están ni van a estar «en ningún lío de partidos políticos», porque su prioridad son las elecciones. La drástica decisión del secretario general no ha sentado bien en el PSOE andaluz. A solo 40 días de las elecciones, Díaz teme que la división interna tenga un coste electoral en Andalucía.

Mientras la presidenta de la Junta dejaba su mensaje en dirección a Sánchez, Tomás Gómez seguía dispuesto a dar la batalla. Pero ya no lo podrá hacer desde la sede del PSM, de la que ha sido desahuciado por Pedro Sánchez al cambiar las cerraduras, ni desde la Asamblea regional, ya que va a entregar su acta de diputado. El ex secretario general comenzó ayer su pulso con la dirección de Ferraz con la presentación de un recurso ante la comisión federal de ética para que deje sin efecto su destitución y la disolución de su ejecutiva, que considera nulas de pleno derecho, ya que vulneran los estatutos del partido y derechos fundamentales de los miembros de la dirección del PSM, a los que se deja sin las funciones que les confirió el último congreso regional democráticamente antes incluso de haberles oído. Gómez no descarta continuar la batalla jurídica en los tribunales.