El PP pone en la diana a Susana Díaz por el fraude en cursos de formación

Le exige una investigación interna en plena refriega con aires electorales


Madrid / La Voz

Susana Díaz admitió hace unos días que se había planteado romper el pacto de gobierno con IU y adelantar las elecciones, a raíz de la crisis por el realojo de las familias de la corrala de la Utopía. La guerra abierta ahora entre socialistas y populares tras las revelaciones sobre el presunto fraude masivo en los cursos de formación reafirma que Andalucía vive un clima preelectoral. De momento, de cara a las europeas del 25 de mayo, en las que, como siempre Andalucía será vital, pero también con la mirada puesta en un eventual adelanto de las autonómicas.

La Junta trata de minimizar el caso, circunscribiendo las sospechas de irregularidad a 1,5 millones de euros otorgados a varias empresas en Málaga. El PP, al contrario, intenta acorralar y desgastar a Díaz tras la publicación de los datos de una investigación aún abierta de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la policía que apuntaría a un fraude de decenas de millones.

El número dos de los populares en las europeas, Esteban González Pons, pidió a la presidenta andaluza que abra una investigación interna y dé explicaciones públicas, porque existen «muchos indicios» y la acusó de no estar actuando con responsabilidad. «La Junta no debe quejarse de ser investigada si no tiene nada que temer», afirmó.

El presidente del PP andaluz, Juan Manuel Moreno, situó el asunto en clave electoral al señalar que la imagen de Díaz «empieza a erosionarse» y que solo cinco semanas después de que él fuera elegido «ya se ha roto el guion» y está siendo criticada.

Por su parte, la Junta, que el miércoles acusó al Ministerio del Interior de abrir una causa general contra Andalucía, insistió ayer en esa línea defensiva. Su portavoz, Miguel Ángel Vázquez, aseguró que se trata de «un gran montaje» del Gobierno, que forma parte de una «burda operación para atacar al Ejecutivo andaluz deformando la realidad de manera espuria».

El secretario de Organización de los socialistas andaluces, Juan Cornejo, acusó al PP de utilizar de forma «indigna» la investigación para atacar a la Junta y a su presidenta «para tapar el gran escándalo de los casos Gürtel y Bárcenas, que están en el tuétano de este partido».

IU se desmarca

Izquierda Unida se desmarcó de sus socios de gobierno socialistas. El diputado autonómico Ignacio García expresó su «preocupación y cautela» por las informaciones publicadas y pidió la comparecencia urgente del consejero de Educación, Luciano Alonso, en el Parlamento andaluz. Este aseguró que si se han infringido las normas la Junta «vigilará» para que se devuelvan las ayudas.

Mientras, el asunto del realojo sigue provocando enfrentamientos entre la Junta y el Ayuntamiento de Sevilla. Este envió una carta al Ejecutivo andaluz que concluye que solo dos de las familias desalojadas cumplen los requisitos para formar parte de una lista de espera como demandantes de vivienda pública. La Consejería de Fomento y Vivienda de la Junta acusó al ayuntamiento, a cuyo frente está Juan Ignacio Zoido, de «intentar generar confusión» en torno al proceso de realojo provisional de familias con menores y en exclusión social desalojadas de la corrala Utopía, «un procedimiento de emergencia que es distinto a la adjudicación de viviendas».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

El PP pone en la diana a Susana Díaz por el fraude en cursos de formación