Los grupos adelantarán el debate del Congreso que vetará la consulta

CiU y ERC buscan la vía para que el pleno sea antes de Semana Santa

Artur Mas acusó a Rajoy de elaborar un plan sobre Cataluña sin tener en cuenta a los catalanes.
Artur Mas acusó a Rajoy de elaborar un plan sobre Cataluña sin tener en cuenta a los catalanes.

Madrid / Colpisa

El debate sobre la consulta soberanista traspasó ayer oficialmente los límites de Cataluña para instalarse durante los próximos meses en el Congreso. La Mesa de la Cámara baja no encontró pegas técnicas y dio luz verde para el debate en pleno de la proposición de ley aprobada la semana pasada por el Parlamento catalán que pide al Estado que delegue en la Generalitat, a través del mecanismo previsto en el artículo 150.2 de la Constitución, la competencia para convocar un referendo independentista el 9 de noviembre. El Congreso puso así en marcha la cuenta atrás para que más del 80 % de los escaños de la cámara -los de PP, PSOE y UPyD- veten antes de Semana Santa la posibilidad de celebrar un referendo de autodeterminación y, además, oficialicen que el Gobierno abortará cualquier otro intento unilateral de celebrar la consulta por ser un acto inconstitucional.

La votación que tumbará la propuesta nacionalista será el no político del Congreso a la consulta, equivalente al que frenó en el 2005 el llamado plan Ibarretxe, y abrirá la fase de la confrontación legal que se dirimirá en el Tribunal Constitucional y con la que el Ejecutivo intentará frenar cualquier intento posterior de las instituciones catalanas de celebrar un referendo unilateral, como el que podrían tratar de convocar a través de la propia ley autonómica de consultas que se tramita en el Parlamento autonómico.

Baile de fechas

El debate podría celebrarse en marzo, o en abril a más tardar, pero la fecha concreta no se podrá determinar hasta que se sepa si la proposición de ley que se va a discutir es la remitida por el Parlamento de Cataluña u otra idéntica pero presentada en la Cámara baja por los grupos que apoyan la consulta para acelerar su llegada al pleno,

El baile de fechas se debe a que la proposición autonómica calificada ayer debe situarse a la cola del resto de las presentadas por parlamentos territoriales para su debate en el pleno del Congreso, cámara que solo discute una de estas iniciativas en cada mes. En este momento, el Congreso tiene cinco proposiciones de ley autonómicas por delante de la de la consulta, lo que significa que, sobre el papel, no podría ser debatida antes de junio e, incluso, retrasarse a septiembre. Este calendario solo podría recortarse si alguna de las cámaras renuncia a discutir su iniciativa.

Dada la incertidumbre sobre los plazos, los tres partidos catalanes que apoyaron la iniciativa negocian una fórmula alternativa que aseguraría la celebración del debate parlamentario antes de Semana Santa. Josep Antoni Duran i Lleida, el portavoz de CiU en el Congreso, confirmó que ayer mismo tenía previsto comenzar los contactos con los representantes de Esquerra e Iniciativa para que los tres grupos registren en los próximos días otra proposición de ley con un contenido idéntico a la del Parlamento catalán que podría debatirse en el pleno en la segunda mitad de marzo o a principios de abril.

PP y PSOE adelantaron que no tienen interés en retrasar el debate y que, en lo que de ellos dependa, no harán nada por dilatar la discusión. Los populares incluso animaron al Parlamento catalán a mojarse para acelerar el debate, ya que la primera proposición autonómica con fecha para su debate en el Congreso, la segunda semana de febrero, pertenece a Cataluña, con lo que su renuncia adelantaría un mes la de la consulta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Los grupos adelantarán el debate del Congreso que vetará la consulta