El PSOE niega que la vieja guardia del partido esté forzando una ruptura con el PSC

Pere Navarro responde a Alfonso Guerra y niega que los socialistas catalanes vayan al margen de Ferraz

Pere Navarro, líder del PSC
Pere Navarro, líder del PSC

La portavoz del PSOE en el Congreso, Soraya Rodríguez, ha negado que la presión de la vieja guardia del partido forzara a los socialistas a votar el martes en el pleno a favor de la moción de UPyD sobre el derecho a decidir, en la que se abstuvo el PSC rompiendo por segunda vez en ocho meses la disciplina de voto.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, Rodríguez ha defendido que votar a favor fue una «decisión de la dirección» y, aunque ha reconocido que la discrepancia sobre el derecho a decidir genera «tensiones» en el seno del PSOE, ha hecho hincapié en que lo verdaderamente importante es el problema entre Cataluña y el resto de España. Soraya Rodríguez ha dejado claro que el PSOE y el PSC siguen compartiendo un proyecto común de «socialismo y unidad de España», y ha llamado a la responsabilidad del Gobierno del PP y de la Generalitat, porque la «gravísima» y «delicadísima» situación que se vive en Cataluña sigue hoy «igual que ayer».

La portavoz socialista ha descartado una vez más la ruptura entre el PSOE y el PSC, después de que el histórico Alfonso Guerra volviera a reclamar en los pasillos del Congreso la creación de un Partido Socialista alternativo al PSC en Cataluña. Rodríguez se ha negado a admitir que la postura de los diputados socialistas más veteranos fuera anoche determinante para que se decidiese votar a favor de la iniciativa de UPyD y ha subrayado que la «discrepancia» que se manifestó anoche con los socialistas catalanes es «ya conocida y ha sido explicada por el PSOE y el PSC». Sobre las sanciones que se impondrá a los diputados catalanes, ha dicho que la dirección del grupo se reunirá y tomará una decisión al respecto con la misma «normalidad» que otras veces.

Alfonso Guerra: «El PSC es otro partido»

Antes, el exvicepresidente Guerra reclamaba la creación de un Partido Socialista alternativo al PSC en Cataluña, una formación que, a su juicio, hace mucho tiempo que «dejó de ser un partido socialista» para acercarse a las «posiciones nacionalistas». En declaraciones en los pasillos del Congreso, Guerra se refería así a la división registrada ayer en el grupo socialista, cuando los diputados del PSC rompieron la disciplina de voto.

Guerra ha destacado que el PSOE tiene una posición «muy clara» respecto a lo que establece la Constitución sobre el derecho a decidir y ha alertado de que cualquier otra postura sería «equivocada». «Yo no estoy en la dirección del grupo, yo siempre emito mi opinión cuando me la piden», ha asegurado cuando se le ha preguntado si intentó influir en el voto del grupo socialista. Sobre la posición del PSC, el diputado del PSOE ha sido tajante: «Ese es otro partido, no tengo ninguna responsabilidad en otro partido».

Pere Navarro: «PSOE y PSC no van a romper»

El primer secretario del PSC, Pere Navarro, ha dejado claro que el PSOE y el PSC no van a romper por «discrepancias puntuales» sobre el derecho a decidir que, ha recordado, «ya eran conocidas» y que no suponen «ninguna novedad». «El PSOE hizo lo que tenía que hacer probablemente y el PSC hizo lo que tenía que hacer. Este no es un problema entre el PSOE y el PSC, es una cuestión entre Cataluña y el resto de España», ha dicho Navarro, que ha restado importancia a las palabras de Alfonso Guerra.

El líder del PSC ha subrayado que sólo escucha a los «portavoces oficiales» del partido y que su portavoz es Alfredo Pérez Rubalcaba, con el que conversó el martes sobre esta cuestión. Ha criticado la «irresponsabilidad» de UPyD por plantear una moción que utiliza la Constitución como una «muralla» y no como un «puente» lanzándola «unos contra otros». «No podemos apoyar ninguna propuesta que venga a amplificar la división y que no venga del acuerdo», ha dicho Navarro para justificar la abstención del PSC.

Ha insistido en que el PSC tiene un «proyecto común con el resto de socialistas españoles» basado en una reforma de la Constitución y en un Estado federal. «Vamos a seguir trabajando con el conjunto de los socialistas de de toda España para que ese proyecto, que es la única solución, salga adelante», ha destacado Navarro, que ha preferido no entrar a comentar la posibilidad de que el grupo socialista sancione con una multa a los diputados catalanes por romper la disciplina de voto.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El PSOE niega que la vieja guardia del partido esté forzando una ruptura con el PSC