Un empresario dice que pagó 66.000 euros a Fabra para agilizar trámites

R. G. madrid / colpisa

ESPAÑA

09 oct 2013 . Actualizado a las 07:00 h.

Un testigo aseguró haber pagado a un intermediario «once millones de pesetas (66.000 euros)» para que Carlos Fabra agilizase en Madrid los permisos para la comercialización de unos productos fitosanitarios. La tercera jornada del juicio al expresidente de la Diputación y exlíder del PP de Castellón incluyó asimismo la lectura de las declaraciones por escrito de los exministros de Agricultura Jesús Posada y Sanidad Celia Villalobos, además de la del actual titular de Agricultura, Miguel Arias Cañete, que negaron haber dado un trato de favor a Fabra.

El empresario Manuel Domingo Ruiz abonó la tesis de las acusaciones de que el expresidente de la Diputación de Castellón había hecho un negocio de su mediación ante los miembros del Gobierno de Aznar para facilitar la concesión de permisos para comercializar pesticidas y otros productos agrarios. Este testigo declaró que en el 2001 entregó una suma de dinero en metálico a otro empresario, Vicente Vilar, por entonces amigo y socio de Fabra y ahora también acusado, para que este «agilizase» los trámites burocráticos. «Me pidió once millones de pesetas y me dijo que eran para el señor Fabra», manifestó. El empresario pagó y señaló que recuperó el dinero unos meses después.

En la vista de ayer también declararon varios empleados de la firma productora de los fitosanitarios, que dijeron no recordar nada sobre el pago de comisiones.