Bárcenas quiso ocultar su fortuna en España días antes de ir a prisión

Suiza revela que el extesorero del PP posee otra cuenta con 1,2 millones más y confirma que le mantiene congelados 17,5 millones de euros


Madrid / Colpisa

Luis Bárcenas no se quedó con los brazos cruzados a la espera que el juez Pablo Ruz le mandara a la cárcel. Solo una semana antes de la comparecencia del 27 de junio en la Audiencia Nacional que acabó con la orden de prisión, el extesorero del PP puso en marcha el plan que había urdido para intentar esconder parte de su fortuna en España y evitar que las órdenes de bloqueo del magistrado sobre las cuentas en España, todas en Bankia, tuvieran efecto. Objetivo que el imputado logró porque el congelamiento de esos activos no se produjo hasta el 2 de julio, cuando buena parte de los capitales ya habían salido de la entidad con destino a Caixabank y, quizás, a otras entidades

La voz de alarma sobre las recentísimas maniobras la dio el servicio de prevención de blanqueo (Sepblac) del Banco de España, que apunta que el exsenador puso en marcha a finales de junio una operación para «traspasar las operaciones y saldos existentes» en Bankia, la entidad con la que históricamente venían trabajando Bárcenas y su esposa, Rosalía Iglesias. En esa treta están involucrados hasta cinco depósitos diferentes de Caixabank, tres cuentas corrientes y dos cuentas de valores de bolsa, que ayer mismo fueron bloqueados por orden del titular del Juzgado Central 5 de la Audiencia Nacional. Sepblac señala que el 19 de junio, ocho días antes del encarcelamiento y diez días después de que Ruz llamara de nuevo a declarar a Bárcenas, Rosalía Iglesias se presentó en Caixabank de la calle Juan Bravo de Madrid, a escasos metros del domicilio familiar, para abrir una cuenta «anunciando que traspasaría la operativa que mantenía en Bankia» de sus activos y los de su esposo. El día del encarcelamiento, esa nueva cuenta recibió dos transferencias por valor de 6.000 euros desde Bankia

El 20 de junio, Bárcenas se había presentado en esa entidad para abrir otra cuenta, que no terminó de activar, con la que, dijo, quería gestionar los gastos de Conosur Land, la empresa pantalla creada para enviar dinero a Uruguay y que, sobre el papel, se dedica a temas forestales. Aquella visita encendió todas las alertas en la Sepblac, que en los últimos días ha descubierto que Bárcenas tiene otras cuatro cuentas en Caixabank, abiertas desde el 2011, dos años después de que comenzara a ser investigado, y que desde entonces han sido beneficiarias de continuos traspasos desde Bankia. Transferencias que se han intensificado en los días previos a la orden de prisión. Es más, 48 horas antes de que Bárcenas durmiera en Soto del Real, ingresó en el banco catalán 30.000 euros de Bankia

Ni la policía ni el Sepblac se atreven aún a cuantificar el dinero que logró sustraer a la acción de la justicia con el vaciado de cuentas de Bankia. Lo cierto es que hasta el 2 de julio no se bloquearon los tres primeros depósitos que el imputado tenía en esa entidad. El pasado miércoles Ruz ordenó congelar otras dos cuentas de valores que el extesorero y su mujer mantenían en Bankia con un saldo, que en junio, era de 651.784 euros

Al bloqueo de cuentas en España se le suma el extranjero. La Fiscalía de Suiza acaba de notificar a la Audiencia Nacional que Bárcenas, además de los ya conocidos en los bancos Lombard y Dresdner, mantiene en el país helvético un tercer depósito en Banque Syz con 1.205.064 euros. Esa nueva cuenta, hasta ahora desconocida, está a nombre de Granda Global, una de las empresas pantallas usadas por la trama del extesorero para esconder su fortuna, y en la que él aparece como último beneficiario, de acuerdo con los datos del ministerio público suizo

Correa y Crespo

Las autoridades helvéticas informan de que, hasta el momento, mantiene bloqueadas a petición de España seis cuentas con un total de 39.054.318 euros. Cuatro de ellas están relacionadas con Bárcenas, que llegó a tener 48,2 millones. Sin embargo, esos cuatro depósitos, incluido el nuevo de 1,2 millones del Syz, en la actualidad solo tienen 17.586.226 euros. Suiza, explica el escrito enviado a Ruz, tiene igualmente congelada una cuenta a nombre de Francisco Correa, líder de la red Gürtel, con 19.910.865 euros en el Credit Suisse a nombre de la empresa Golden Chain; y otro depósito del número dos de la trama, Pablo Crespo, también en el Credit Suisse, con 1.557.227.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Bárcenas quiso ocultar su fortuna en España días antes de ir a prisión