«Usted cállese», le espetó el juez a Beiras por pretender «aportar algo»


«¡Usted cállese!». El juez Alfonso Guevara cortó en seco al portavoz de AGE, Xosé Manuel Beiras, cuando este intentó «aportar algo» más allá de responder a las preguntas que le formularon los abogados. «No, cállese no...», empezó a responder Beiras, pero ante un nuevo y autoritario «¡cállese!» del magistrado optó por el silencio. El líder de AGE declaró por videoconferencia como testigo, al igual que los portavoces del PPdeG, Pedro Puy; del PSdeG, Abel Losada; del BNG, Francisco Jorquera, y el delegado del Gobierno, Samuel Juárez, a petición de la defensa. Los abogados trataban de demostrar que en Galicia no existe ninguna organización terrorista activa y que tampoco hay alarma social por miedo a que se produzcan atentados.

El juez consideró sin embargo «impertinentes» la gran mayoría de las preguntas. Solo permitió que Beiras dijera que desde los años 80 el nacionalismo gallego no tiene carácter terrorista y que recordara que tanto AGE como el BNG, en el que militó, rechazan «explícitamente» la violencia. Negó además tener conocimiento de acciones violentas contra el Parlamento gallego u otras instituciones.

Jorquera también se llevó una reprimenda del juez. «¿Quiere callarse el testigo cuando interviene la sala?», le espetó Guevara. El portavoz del BNG aseguró que el nacionalismo gallego fue siempre «democrático y pacífico». Tanto Puy como Losada señalaron que sus respectivos partidos han sido objeto de ataques violentos en Galicia, aunque no atribuyeron esos atentados a ningún grupo concreto. Samuel Juárez declaró que en Galicia se producen atentados «con potenciales daños a personas y bienes» que son reivindicados por un grupo terrorista.

El juez tuvo tiempo de regañar también a la treintena de simpatizantes de los acusados que asistían al juicio como público. «Si tienen ganas de hablar, a la calle. Y si tienen ganas de reírse, al circo», les dijo tras amenazar con expulsarlos a todos.

Votación
13 votos

«Usted cállese», le espetó el juez a Beiras por pretender «aportar algo»