Ruz interroga al presidente del Senado por el cobro en negro de dinero del PP

García-Escudero confesó haber percibido 30.000 euros hace 13 años, un pago que aparece en la contabilidad de Bárcenas


madrid / colpisa

Una vez confirmada por los peritos policiales la autoría de Luis Bárcenas de la supuesta contabilidad B del PP, el juez Pablo Ruz dará un empujón al caso con el interrogatorio de nueve testigos, entre ellos el presidente del Senado, Pío García-Escudero, que confesó haber percibido del PP hace 13 años cinco millones de pesetas (30.000 euros), pago que aparece consignado en la contabilidad privada del extesorero del partido.

García-Escudero fue el primero en quebrar la estrategia del PP de negar de arriba abajo la veracidad de esos papeles. El hoy presidente del Senado confesó que cobró ese dinero, 30.000 euros, para reparar su vivienda afectada tras la explosión en el 2000 de un coche bomba de ETA en las proximidades del inmueble. García-Escudero alegó que no quería esperar a que la compañía de seguros cubriera su responsabilidad y pidió el dinero al partido. Devolvió el préstamo en cuotas de 6.000 euros.

El presidente del Senado hará uso de su prerrogativa de declarar en su despacho oficial y allí se trasladará hoy el juez Pablo Ruz, el fiscal, el secretario judicial y los letrados de las partes acusadoras. Podía haberse acercado a la Audiencia Nacional para responder como testigo a las preguntas del instructor, pero prefirió contestar en la Cámara alta.

Su caso no es el único, pero es de los pocos miembros del PP que reconocieron haber recibido dinero opaco del partido. La gran mayoría negaron la percepción de los sobresueldos en negro desde los años noventa hasta el 2008, desde José María Aznar hasta Mariano Rajoy pasando por Dolores de Cospedal, Rodrigo Rato, Álvarez Cascos, y Ángel Acebes, entre otros. El PP admitió, no obstante, que se pagaba a sus máximos dirigentes gastos de representación al margen de sus sueldos de parlamentarios, pero que estaban recogidos en la contabilidad oficial con sus correspondientes retenciones de IRPF.

Antes que García-Escudero responderá a las preguntas del juez el diputado del PP Eugenio Nasarre, pero lo hará en la Audiencia Nacional. El parlamentario admitió también que había percibido 30.000 euros para la Fundación Humanismo y Democracia durante el 2003.

Mañana será el turno del exdiputado Jaime Ignacio del Burgo, quien también reconoció haber cobrado 3.000 euros en el 2001. El miércoles comparecerá el abogado Jorge Trías, exdiputado del PP que declaró que Bárcenas le mostró la contabilidad B; y los expertos calígrafos de la policía que certificaron que la letra de los asientos contables era del extesorero. La ronda se cerrará el jueves con Luis Molero, cajero del PP en la etapa que dirigía la tesorería Álvaro Lapuerta.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Ruz interroga al presidente del Senado por el cobro en negro de dinero del PP