El polémico asalto a supermercados acaba en batalla política

El PP acusa a IU de dañar a España al no condenar abiertamente a Gordillo


Madrid / la voz

El asalto de dos supermercados en Écija (Sevilla) y Arcos de la Frontera (Cádiz), liderados por el diputado andaluz de IU José Manuel Sánchez Gordillo derivó ayer en duros ataques del PP contra la formación izquierdista. Su portavoz en el Congreso, Alfonso Alonso la acusó de «dañar profundamente la imagen de España» y señaló que «un partido de gobierno no asalta supermercados, cumple las leyes y da ejemplo a los ciudadanos y esa es la responsabilidad básica que hay que recordarle un día más a IU para que condene la acción de su diputado y le exija responsabilidades», señaló. Además, manifestó que «lo más condenable» de Gordillo es que «se esconde» tras su condición de aforado, lo que le da «impunidad».

El PP andaluz, por su parte, apuntó al vicepresidente del Ejecutivo regional y coordinados de IU, Diego Valderas, como la «cabeza pensante» de estas acciones. La vicesecretaria de Políticas Sociales, Dolores López Gabarro, manifestó que lo sucedido refleja que «el comunismo más radical impera en Andalucía y que lleva la riendas» del Gobierno andaluz.

Valderas reiteró que no comparte las formas de su compañero de escaño, pero sí el fondo de su acción por su gran valor simbólico, que ha abierto un gran debate social sobre la riqueza y la pobreza. Descartó abrir expediente a Gordillo y recalcó que el asalto de los supermercados es una iniciativa del Sindicato Andaluz de Trabajadores, no de IU. «A veces el peso de la ley cae con mucha dureza sobre determinados colectivos que son débiles y tiene guante de seda con otros colectivos que son poderosos», denunció.

Por su parte, el PSOE se ha opuesto frontalmente a las acciones capitaneadas por Gordillo, que el presidente andaluz José Antonio Griñán ha calificado como «barbaridad». La portavoz en el Congreso, Soraya Rodríguez, apoyó el procedimiento judicial contra los asaltantes, porque su partido está «en contra de cualquier actuación que sea delictiva», que «es más reprobable cuando se hace por un cargo público». Pero pidió al Gobierno que se haga sin «sobreactuaciones».

En libertad con cargos

Los dos miembros del Sindicato Andaluz de Trabajadores detenidos por el asalto al supermercado de Écija quedaron ayer en libertad con cargos por robo y coacciones y la prohibición de acercarse a 300 metros del establecimiento. Sánchez Gordillo, que no será detenido por su condición de aforado, está a la espera de que le llegue la citación judicial para declarar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

El polémico asalto a supermercados acaba en batalla política