La «marcha negra» emprende su última etapa

Los mineros salen de la localidad madrileña de Aravaca en dirección a la Puerta del Sol, donde culminarán su camino con una manifestación


La «marcha negra» de los trabajadores del carbón, que han recorrido la distancia entre sus cuencas mineras y Madrid para protestar contra los recortes en las ayudas al sector, ha comenzado en Aravaca (Madrid) su última etapa pasadas las 19.30 horas, que terminará en la Puerta del Sol, donde se culminará con una manifestación durante la jornada del miércoles.

Los integrantes de la «marcha del carbón» se dirigirán primero a la Ciudad Universitaria y posteriormente a al kilómetro cero madrileño desde el colegio Rosa Luxemburgo de Aravaca, donde han pasado la noche los miembros de la columna que ha venido desde el norte de España y donde se han encontrado con los que partieron desde Teruel.

En cuanto al recorrido, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha permitido hoy que los mineros, que van a caminar por la A-6, pasen frente al Palacio de la Moncloa, algo que la Delegación del Gobierno había prohibido y que había sido recurrido por UGT, un tramo en el que se han sumado a la marcha los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez, y dirigentes socialistas como Tomás Gómez y Pedro Zerolo.

Los sindicatos no ven alternativa al carbón en las cuencas mineras

Los secretarios generales de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, y de UGT, Cándido Méndez, han coincidido hoy en señalar, antes de que la «Marcha Negra» comenzara su última etapa, que «no hay alternativa a la industria del carbón» en las cuencas mineras españolas.

Así lo ha asegurado Toxo en declaraciones a los medios, quien también ha destacado que, en su opinión, la reivindicación de la «marcha del carbón» es justa: «No están pidiendo más que se cumpla un compromiso pactado», ha afirmado.

Sobre los recortes en las ayudas al carbón, que superan el 60 %, Méndez ha asegurado que contrastan con la ayuda que van a recibir las entidades financieras españolas por parte del Eurogrupo, algo que Toxo ha compartido, subrayando que las ayudas al carbón son «unos muy poquitos millones» en comparación con lo que se va a utilizar en «reflotar» al sector financiero.

Méndez ha mostrado su confianza en que el día de hoy sea «el final de una pesadilla» para los mineros, ya que consideró que «el Gobierno está entre la espada y la pared, está entre la espada de la razón de los mineros y entre la pared del contraste que significa intentar conducir al paro a miles y miles de familias».

Ambos líderes sindicales han dicho hoy que es «inútil» sentarse a negociar el Plan del Carbón 2013-2018, como pide el ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ya que, de consumarse el recorte en las ayudas al sector, han asegurado, no habrá explotaciones abiertas para entonces.

Los socialistas piden a Rajoy que «arregle el problema» que ha creado

Por su parte, el secretario de Organización del PSOE, Óscar López, ha exigido hoy al presidente de Gobierno, Mariano Rajoy que «arregle el conflicto» de los mineros que «ha creado», solicitando al Ejecutivo que «se siente a negociar» con los sindicatos para llegar a una solución, ya que el problema del carbón es hoy un conflicto «energético, económico y social».

El dirigente del PSOE ha asegurado que, con su política de ajuste, el Ejecutivo «ha puesto en riesgo el futuro y el presente» de miles de ciudadanos que viven en las comarcas en toda España y de una forma que «ni en Bruselas entienden lo que ha hecho» debido a que primero presentó un plan que recortaba en un 13 por ciento las ayudas al carbón y «semanas después» otro que elevaba el porcentaje hasta el 62 por ciento.

Por último, ha afirmado que la contradicción del Ejecutivo llega a tal punto que «con una mano cierra las minas y con la otra prorroga la vida útil de la central nuclear de Garoña».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

La «marcha negra» emprende su última etapa