Castilla y León obligará a los funcionarios a trabajar media hora más al día por igual salario

La Junta aplicará a la gasolina una tasa de 4,8 céntimos para costear la sanidad

La protesta contra los recortes marchó ayer por Barcelona.
La protesta contra los recortes marchó ayer por Barcelona.

valladolid / colpisa

Tras negar durante meses toda carga fiscal en Castilla y León, el Gobierno de Juan Vicente Herrera anunció los mayores recortes en la historia de la comunidad, con nuevos impuestos y medidas que afectan a los funcionarios, que trabajarán media hora más al día por el mismo salario. El tributo más importante es el llamado «céntimo sanitario». La tarifa -ya existe en 9 de las 13 autonomías del régimen común si se excluyen las islas- será de 4,8 céntimos por litro de gasolina y gasóleo de uso general. El gravamen, que excluye a los agricultores y el combustible de calefacción, procurará unos ingresos de 140 millones. Asimismo, la Junta implantará la «ecotasa» para las hidroeléctricas que tienen embalses en la cuenca del Duero y las empresas con parques eólicos, que deberán desembolsar 60 millones adicionales. También se incluirá el impuesto sobre la eliminación de residuos en vertederos.

Herrera justificó la implantación del nuevo impuesto en razones de coherencia: «No tiene excesivo fundamento que estemos reclamando la revisión profunda en términos de sostenibilidad, suficiencia y solidaridad de la financiación sanitaria mientras no desarrollemos, como lo han hecho nueve comunidades, un instrumento que nos ofrece el actual modelo de financiación autonómica».

El llamado plan de racionalización del gasto corriente permitirá ahorrar 136 millones a través de medidas como la reducción del 30 % de los liberados sindicales, que implicará la vuelta a su puesto de trabajo de 300 empleados públicos. La congelación salarial se «vende» a la opinión pública de una manera singular, con el lenguaje eufemístico propio de los gobernantes de esta época: «En el área de personal se opta por no rebajar las retribuciones, que en el 2012 serán las mismas que en el 2011», señala el acuerdo del Consejo de Gobierno «extraordinario» reunido en Valladolid. Y a cambio de mantener la nómina intacta, los 87.000 funcionarios de las nueve provincias trabajarán 30 minutos diarios más, hasta alcanzar un total de 37,5 horas semanales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

Castilla y León obligará a los funcionarios a trabajar media hora más al día por igual salario