Chacón dice en el Líbano que la falta «de guerra abierta» no es paz

La ministra visita a los 1.100 militares españoles adscritos como cascos azules


Marjayoun/colpisa.

Solo un día después de que el vicepresidente primero del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, visitara por sorpresa a las tropas españolas destacadas en Afganistán, la ministra de Defensa hizo lo propio en el Líbano. Carme Chacón había viajado los dos últimos años a territorio afgano para celebrar el brindis navideño, pero el desembarco de Rubalcaba hizo que la ministra cambiara sus planes. En su discurso ante las tropas presentes en la base Miguel de Cervantes de Marjayoun, al sur del Líbano, la ministra garantizó «la presencia del Gobierno allí donde hay soldados».

Acompañada por la cúpula militar, Chacón llegó a primera hora a Beirut y se reunió con el presidente del Líbano, Michelle Suleiman, para tratar la «calma tensa» en la frontera israelí y el papel de los 1.100 soldados españoles que forman parte de la misión de pacificación de la ONU, que dirige Alberto Asarta.

Posteriormente se trasladó a la base de Marjayoun, a los pies de los Altos de Golán (punto fronterizo entre Israel, el Líbano y Siria) para pasar revista a las tropas, rendir homenaje a los ocho militares fallecidos en la misión desde el 2006 y hacer el brindis de las fiestas navideñas.

Durante su alocución, fue especialmente incisiva en un mensaje: se están dando los pasos necesarios para lograr la paz, pero no hay que bajar la guardia. «La ausencia de guerra abierta no es la paz, pero es la condición para que alguna vez estos pueblos se reconcilien y alcance una paz duradera y sólida», dijo la ministra, con lo que se estaría dando un «paso de gigante para eliminar el primer foco de inseguridad en el mundo», reseñó con esperanza.

Para lograr el objetivo, España cuenta con un actor de primer nivel, el general Alberto Asarta, jefe de la Finul, bajo cuyo mando tiene 12.000 soldados de 32 nacionalidades. El ministro Asarta, como lo conocen los libaneses, lleva un año al frente de la misión y la pasada semana el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, comunicó a Chacón que prorrogaría un año más su mandato, hasta el 2012.

Los próximos meses podrían traer importantes novedades a la misión, después de que el Gobierno israelí anunciara la retirada de la parte norte de la aldea de Gadjar, cercana a la línea azul de pacificación. «Si esto se concretara, estaríamos asistiendo al principal avance político del conflicto de los últimos cinco años», aventuró Chacón.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Chacón dice en el Líbano que la falta «de guerra abierta» no es paz