Marruecos vuelve a expulsar del Sáhara Occidental a periodistas españoles previamente autorizados a entrar

Una periodista de «El Mundo» enviada a El Aaiún tras ser autorizada por las autoridades marroquíes fue expulsada porque su estancia «representa una amenaza grave para el orden público»


madrid/efe.

Una periodista de El Mundo enviada a El Aaiún tras ser autorizada por las autoridades marroquíes fue expulsada de la zona ya que para Marruecos su estancia «representa una amenaza grave para el orden público», por lo que saldrá del país para «salvaguardar» su seguridad. La profesional entró con el enviado de El País el pasado día 20, después de que Rabat permitiera la entrada de solo esos dos medios de comunicación españoles.

También la radiotelevisión pública de Dinamarca DR informó ayer de la detención y expulsión de Marruecos de un periodista danés tras viajar al Sáhara, que además fue obligado a firmar un documento en el que admitía constituir una «grave amenaza» contra la seguridad pública de Marruecos.

También fue deportado ayer el periodista vallisoletano Guillermo Sanz, que iba de vacaciones a Marruecos con un grupo de amigos. Lo mismo sucedió a dos periodistas extremeñas, que permanecieron un día retenidas en el aeropuerto de Marrakech por las autoridades tras comprobar su profesión, y a varios periodistas ceutíes que intentaron cruzar la frontera para recoger a amigos en el aeropuerto de Tánger, pero la entrada les fue denegada.

Según la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), desde el día 22 está en vigor una orden dictada por el Ministerio marroquí del Interior, que prohíbe la entrada al país a todo periodista español que no resida en él, sean cuales sean los motivos del viaje. La Federación considera que esta orden constituye «un grave gesto de discriminación impropio de un buen hacer diplomático, además de un injustificado desprecio hacia las personas por motivos profesionales» y urgió al Gobierno de Zapatero a que dé muestras de las gestiones que realiza con Rabat para lograr el libre acceso de los periodistas españoles al Sáhara Occidental, como prometió la ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez.

Por otra parte, al menos 23 jóvenes resultaron heridos ayer en un violento enfrentamiento entre estudiantes saharauis y pro marroquíes en el instituto Mulay Rachid de la ciudad de Esmara, en el Sáhara Occidental, informó un responsable oficial de la amala (prefectura) de El Aaiún. Una fuente saharaui señaló que la disputa se originó después de que un marroquí intentase sacar una bandera de Marruecos junto al instituto, una acción que estudiantes saharauis intentaron impedir.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

Marruecos vuelve a expulsar del Sáhara Occidental a periodistas españoles previamente autorizados a entrar