La policía marroquí retiene a ocho activistas canarios en El Aaiún

Otras siete personas que viajaban en el mismo buque tampoco pudieron desembarcar en el puerto saharaui


las palmas/agencias.

Ocho activistas canarios de la plataforma de apoyo al pueblo saharaui fueron retenidos ayer por la policía marroquí en el barco del que debían haber bajado en el puerto de El Aaiún. Según aseguró a Efe uno de ellos, Anselmo Fariñas, no solo fueron retenidos los ocho canarios, que se habían trasladado a El Aaiún para solidarizarse con el Campamento de la Justicia y la Dignidad, a 13 kilómetros de la capital del Sáhara, donde murió hace unos días un niño saharaui de 14 años, sino todos los viajeros con pasaporte comunitario. En concentro, otros siete españoles.

Otra de las retenidas, Conchi Reyes, presidenta de la Asociación Canaria de Amistad con el Pueblo Saharaui, contó que cuando llegaron había una manifestación junto al barco en la que había colonos «disfrazados de saharauis», provistos de palos, que se comportaron de forma «muy agresiva», lanzando incluso algunos a la cubierta.

Fariñas relató que unidades del ejército cercaron el barco y unos quince policías subieron a la embarcación para proceder a la identificación de los viajeros. El activista añadió que el grupo canario temía sufrir agresiones por parte de la policía marroquí, por lo que no querían abandonar el barco si, una vez identificados, no se les garantizaba su seguridad física.

Con la bandera

Conchi Reyes señaló que, posteriormente, pasadas unas horas, solo «dejaron salir a cuatro motoristas que iban con sus parejas», pero para salir del barco tuvieron que hacerlo con «la bandera de Marruecos colgada en las motos». Algunos de estos activistas fueron los que participaron, a finales de agosto, en una manifestación de apoyo al pueblo saharaui en El Aaiún, que concluyó con once detenidos y al menos seis heridos por los golpes supuestamente propinados por policías marroquíes vestidos de paisano.

La diputada de Coalición Canaria por Tenerife Flora Marrero consideró «intolerable que la policía marroquí no deje entrar a activistas canarios en El Aaiún porque no puede garantizar su seguridad».

En un comunicado remitido ayer, Flora Marrero aseguraba que se trata de «una maniobra más del Gobierno marroquí para impedir que ciudadanos canarios se manifiesten con total libertad».

«Los activistas canarios volverán porque ciudadanos marroquíes están esperando con palos su entrada en Marruecos y la policía del país lo único que hace es retener a los activistas en el barco, lo que les ha obligado a tomar la decisión de volver», aseguró Marrero. Al cierre de esta edición todo parecía indicar que volverían a Las Palmas de Gran Canaria de madrugada. «La comunidad internacional no puede permitir que se sigan violando de esta manera derechos fundamentales», subrayó.

Intervención de la ONU

La diputada nacionalista pidió la intervención de la ONU y el cumplimiento de las resoluciones aprobadas, además de un mayor compromiso por parte del Gobierno de España, «aunque las últimas palabras de la nueva ministra de Exteriores, Trinidad Jiménez, parecen ir un poco más allá de donde llegó su antecesor».

«Los ciudadanos saharauis se están manifestando por sus derechos; por el derecho a un trabajo digno, por el derecho a una casa, por el derecho a vivir en paz en su territorio y a esto no le podemos dar la espalda», aseguró Flora Marrero.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos

La policía marroquí retiene a ocho activistas canarios en El Aaiún