Fraga quiso debatir, pero se negó a salir en la foto

ELECCIONES 2016

MERCE ARES

El primer debate electoral autonómico se celebró el 5 de octubre del año 1993. El líder del PP exigió que fuese en gallego

12 sep 2016 . Actualizado a las 05:00 h.

Fraga no quiso salir en la foto. Era necesario conocerlo para entender aquella extraña reacción: aceptar el primer debate de la historia de la autonomía y negarse a posar frente a las cámaras de los fotógrafos con el moderador, Manuel Campo Vidal, y su rival, el socialista Antolín Sánchez Presedo, un protocolo que ya entonces era habitual en los debates televisados. Fraga no hizo caso al moderador y se fue con su fajo de papeles directamente a la mesa que le habían asignado a la derecha del presentador.

A pesar de esa salida genuinamente fraguiana, el debate fue «correcto», coinciden Campo Vidal y Sánchez Presedo, invitados a revisitar esa jornada histórica del 5 de octubre de 1993. Tal vez por esa corrección el cara a cara fue notoriamente aburrido, según el diagnóstico de los cronistas del momento. Demasiados datos económicos -España se adentraba en una recesión- y pocos enfrentamientos memorables. Aunque tal vez sería justo recordar la frase que le espetó Antolín Sánchez, que entonces tenía 31 años, a un Fraga que ya andaba por los setenta. «Vostede é unha persoa que vai de presa, anda de presa e fala de presa. Pero non chega con iso. Hai que ir cara algunha parte».

Sánchez Presedo reconoce que su estrategia no era intentar acorralar a Fraga, pues era consciente del predicamento del de Vilalba entre buena parte del electorado. «Mi intención no era mostrar agresividad y traté a Fraga con respeto. Mi objetivo era plantear una alternativa», recuerda.