Los seis mapas del cambio en Galicia: de la caída del PP al resurgimiento del BNG

El PSOE gana votos en los 313 concellos mientras Podemos y populares pierden en todos

La mayoría de victorias lograda por el Partido Popular en los ayuntamientos gallegos este domingo pierde valor en contexto. No hay un solo concello donde fuese capaz de retener votos. Las urnas de Vilar de Barrio o Xinzo de Limia llegaron a contar un 20 % menos de papeletas populares. Lo mismo pasó con Unidas Podemos, que solo evitó caer en Sobrado, Pontedeva y Avión, donde su caída se mantuvo por debajo del 1 %.

El gran beneficiado del declive de ambas formaciones fue el PSOE, la lista más votada en 117 municipios, ganándole 105 al PP. Los socialistas mejoraron los resultados de las elecciones generales del 2016 en todos los concellos, con incrementos de votos superiores al 10 % en noventa de ellos. En A Pobra de Trives y Manzaneda se registraron las mayores subidas, prácticamente duplicando el número de apoyos obtenidos hace tres años.

La fragmentación de la derecha empujó al PP al peor resultado de su historia, con solo 66 diputados en el Congreso, de los que nueve serán gallegos -frente a los doce que aportó la comunidad en el 2016-. Ciudadanos irrumpió este 28A como alternativa en Galicia, con más de 182.000 votos y dos escaños. No consiguió superar al PP en ningún municipio, pero sí recortar diferencias entre ambos.

La distancia es menor en municipios urbanos y ciudades. En Vigo, por ejemplo, la candidatura liderada por Beatriz Pino se quedó a seis puntos de su rival popular. Lo mismo en concellos del área metropolitana de A Coruña como Cambre, Oleiros o Culleredo. En este último, el PP superó a Ciudadanos por solo tres décimas.

Además del PSOE, Vox también mejoró sus resultados del 2016, claro que la formación ultraderechista recibió entonces mil votos. La ultraderecha no entró por Galicia, pero sí multiplicó sus apoyos hasta las 86.000 papeletas. Logró los mejores resultados en Beade, cuyo alcalde, Senén Pousa (PP), lleva más de treinta años reivindicando la figura de Franco. Le siguen Abadín, Sada, Bergondo, Mondariz-Balneario o Baleira, por encima del 7,7 % de los votos.

BNG mejora en más de 300

Cerca de 100.000 votos gallegos se quedaron sin escaño. El BNG duplicó sus resultados del 2016 y levantó su registro del 2015, aunque sigue lejos de los más de 180.000 que le dieron dos diputados en el 2011. Las sensaciones de los nacionalistas son positivas, con el partido en alza y tras dar señas de haber dejado atrás una prolongada crisis ante las urnas. Lo refrendan los 309 municipios donde superó los votos obtenidos hace tres años.

El mayor incremento se dio en Moeche, gobernado por la nacionalista Beatriz Bascoy, donde fue segunda fuerza con el 26 % de los votos. Solo pierde apoyos en cuatro: Xermade, Xunqueira de Ambía, Manzaneda y Vilar de Santos. Allí, la trayectoria del regidor Xoán Xardón Pedras parece marcar el voto de los electores de este municipio ourensano. En el 2015, cuando pasó del BNG a Compromiso por Galicia, la candidatura nacionalista al Congreso fue primera fuerza; cuatro años después es cuarta.

El hundimiento de Podemos

El BNG aprovechó el declive de En Marea y Unidas Podemos. La ruptura de las fuerzas estatales dejó a los de Luís Villares con un número similar de votos al Pacma. La filial de Pablo Iglesias en la comunidad, En Común, perdió votos en todos los municipios.

Hace tres años, la coalición con En Marea les había convertido en tercera fuerza en Galicia, a solo mil papeletas del PSOE. El retroceso es de casi 12 puntos en Cangas, el único concello junto a O Grove donde fue la lista más votada en el 2016.

El PP es primera fuerza en los treinta concellos donde baja la participación

La abstención se redujo en casi todos los municipios gallegos respecto al 2016. Solo en 29 concellos hubo electores más perezosos, la mayoría en zonas rurales de la provincia de Ourense. El Partido Popular fue la fuerza más votada en la mayoría: el PSOE solo consiguió colocar su lista en primera posición en cuatro de ellos. En el resto, los populares alcanzan resultados que superan el 70 % de los apoyos, como en Beariz o Avión.

Galicia es una de las comunidades donde más creció la participación respecto al 2016, pasando del 58,7 % al 74 % registrado este domingo, si bien es solo un punto superior al de diciembre del 2015. Donde más baja la abstención es en Ribeira de Piquín y Pedrafita do Cebreiro, donde ganó el PSOE con seis de cada diez papeletas. Los populares se imponen en los cuatro siguientes concellos donde aumenta la participación. Hay 128 ayuntamientos donde la participación ha estado por encima de la media, llegando al 82,3 % en Muíños, donde ganó el PP con el 62 %.

Votación
31 votos
Comentarios

Los seis mapas del cambio en Galicia: de la caída del PP al resurgimiento del BNG