España se dirige a un nuevo bloqueo que puede dejarla sin Gobierno hasta el 2020

El escenario que dibujan los sondeos es muy similar al que se produjo en el año 2015


La práctica totalidad de los sondeos indican que ni el bloque de izquierda formado por el PSOE y Podemos, ni el pacto de derechas a la andaluza formado por PP, Ciudadanos y Vox alcanzarían la mayoría para investir a un presidente y formar Gobierno. Una situación que, de confirmarse, podría llevar a un bloqueo parlamentario muy similar al que dio lugar a la repetición de las elecciones tras los comicios del 2015, cuando ningún candidato pudo ser investido.

Descartado un pacto de Ciudadanos con el PSOE, que tampoco suma por ahora, la única mayoría posible pasaría porque el socialista Pedro Sánchez fuera investido con el apoyo de los partidos independentistas, además de Unidas Podemos y el PNV. Algo muy complicado, dado que al menos Junts per Catalunya, el partido de Carles Puigdemont, insistiría en exigir a cambio un referendo de autodeterminación, como ya hizo para apoyar los Presupuestos que acabó vetando, y que en ningún caso podría ser aceptado por Sánchez.

A esa dificultad se une el hecho de que el 10 de mayo, solo doce días después de las generales, arranca la campaña de las municipales, autonómicas y europeas. Algo que hará prácticamente imposible un pacto de investidura antes de esos comicios del 26 de mayo, porque los partidos evitarán cerrar antes unos acuerdos de Gobierno que lastrarían sus posibilidades de cara a las locales y autonómicas.

La ronda de consultas del rey

Firmar antes un pacto de investidura con el independentismo dejaría al PSOE muy tocado de cara a las municipales en territorios como Andalucía, Extremadura, Castilla-La Mancha o Aragón, donde el votante socialista es muy reacio a acuerdos con los separatistas. Y, a la inversa, aunque dieran los números, si el PP cerrara un acuerdo para investir a Casado aceptando de inmediato las duras condiciones y compromisos que le impondría la extrema derecha de Vox, se vería muy perjudicado en las autonómicas, europeas y municipales.

Parece difícil también que el rey abriera la ronda de consultas para designar a un candidato a la investidura en plena campaña de otro proceso electoral. Será por tanto ya en junio cuando comience realmente el diálogo para la posible formación de Gobierno. Pero esa negociación para la investidura puede alargarse sin límite de tiempo, dado que el plazo de dos meses sin que se logre formar Ejecutivo, que obligaría a una repetición de las elecciones, solo empieza a correr a partir de que un candidato se presente a una sesión de investidura que resulte fallida.

En el 2015, pasaron dos meses y medio desde las elecciones el 20 de diciembre hasta que Sánchez, una vez que Rajoy rechazó hacerlo, se sometió a la investidura el 4 de marzo del 2016. Y, tras dos meses sin que nadie lograra ser investido, el 3 de mayo se disolvieron las Cortes, como dicta la Constitución, y 54 días después se celebraron las nuevas elecciones generales el 26 de junio del 2016. Tras ellas, en otro escenario de aparente bloqueo, Rajoy no logró ser investido presidente hasta el 29 de octubre del 2016, gracias a la abstención del PSOE. En total, transcurrieron diez meses desde que se celebraron los comicios del 2015 hasta que se logró formar un nuevo Gobierno. 

Si un bloqueo similar se repitiera ahora, España podría estar sin Ejecutivo hasta el 2020. En caso de que PP, Ciudadanos y Vox sumaran mayoría, esos plazos podrían verse acortados. Pero si, como indican todas las encuestas, la única fórmula de Gobierno quedara en manos de los independentistas, porque el PP ya advierte de que en ningún caso se abstendrá para facilitar la investidura de Sánchez, no habría que descartar otro largo bloqueo y una repetición de las elecciones.

Vox sigue tercero en un escenario ingobernable

Gonzalo Bareño

Sánchez tendría que pactar con Puigdemont. La derecha se queda a 4 escaños de la mayoría, según la encuesta de Sondaxe

La derecha avanza pero no suma los escaños suficientes para gobernar, la izquierda retrocede y España sigue sin un Gobierno posible que no dependa de los votos de los partidos independentistas. Ese el resumen de la encuesta de intención de voto en las próximas elecciones generales elaborada por Sondaxe para La Voz de Galicia. Según este estudio, la suma del PP con Ciudadanos y Vox alcanza ya los 172 escaños, a cuatro de la mayoría absoluta, cuando en el anterior sondeo esa cifra se quedaba en 167. Ese escaso pero significativo avance se produce gracias a que el PP de Pablo Casado sube hasta los 78 escaños frente a los 76 de hace un mes, y especialmente a que Ciudadanos parece recuperar el pulso perdido desde que se anunció la convocatoria de elecciones, pasando de los 40 diputados que se le adjudicaban en febrero a los 44 actuales.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
18 votos
Comentarios

España se dirige a un nuevo bloqueo que puede dejarla sin Gobierno hasta el 2020