Suscríbete 1 año y te regalamos 140 días gratis
Quiero la oferta

Buen profesorado de Medicina: la solución al problema

Miguel A. Caínzos Fernández CATEDRÁTICO DE CIRUGÍA DE LA USC HOSPITAL CLÍNICO UNIVERSITARIO (CHUS)

EDUCACIÓN

María Pedreda

03 dic 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

El día 29 de noviembre de 2021, en un excelente artículo de Elisa Álvarez, se ponía de relieve el envejecimiento de la universidad gallega en general y en especial, el de la Universidad de Santiago de Compostela (USC). El artículo hacia especial hincapié en el hecho de que la Facultad de Medicina —facultad única en Galicia— se está quedando sin profesores vinculados, es decir, profesores de asignaturas clínicas que comparten su dedicación al Hospital Clínico Universitario y a la Facultad de Medicina.

Me consta que todo lo dicho en el artículo responde a la realidad actual de nuestra facultad y a la de otras de todo el país. El análisis es correcto. Pero lo importante es dar una solución rápida y acertada al problema, que sin duda es muy grave e importante.

En primer lugar, hay que volver a recordar que la carrera académica es una carrera perfectamente definida y con características muy claras. No todo el mundo tiene que dedicarse a ella ni todo el mundo está dotado para ejercerla. Lo primero que hace falta para ser un profesor es disfrutar enseñando. Todos recordamos a pesar del paso de muchos años a aquellos profesores que en su día nos «impactaron» por su clarividencia, buen hacer y capacidad de síntesis. Y lo más importante: el buen profesor consigue que te vayas para casa con la lección aprendida.