No rotundo de la consellería a negociar una reducción de las horas lectivas

Educación exige fondos estatales mientras los sindicatos creen que se puede avanzar en la negociación sin excesivo desembolso económico

Representantes de los cuatro sindicatos de educacion con presencia en la mesa sectorial gallega se encerraron en San Caetano para conseguir la reunión de hoy
Representantes de los cuatro sindicatos de educacion con presencia en la mesa sectorial gallega se encerraron en San Caetano para conseguir la reunión de hoy

Redacción / La Voz

El encuentro de los cuatro sindicatos con presencia en la mesa sectorial de educación y el equipo de la consellería del ramo para estudiar una reducción paulatina de las horas lectivas de los docentes terminó tras dos horas en el mismo lugar donde empezó. «Nós non tiñamos moitas expectativas, pero pensabamos que habería certa receptividade e poderiamos fixar un calendario de negociacións, pero houbo un rexeitamento rotundo do equipo da consellería», decía a la salida Suso Bermello, portavoz de la CIG. Y el presidente de ANPE, Julio Díaz, explicaba cuál sería el siguiente paso de los sindicalistas: «O venres teremos unha rolda de prensa para presentar a mobilizacións que imos convocar».

«No actual contexto de incerteza política e económica a nivel estatal, modificar o horario lectivo sería unha irresponsabilidade»

Porque los cuatro sindicatos, los anteriores junto a Fete-UXT y Comisións Obreiras, tienen claro que no hay razones para que Galicia no empiece a revertir uno de los recortes más lesivos de la crisis: los maestros pasaron de tener 21 horas de clase semanales a 25 y los docentes de secundaria, de 18 a 20. Esto supuso una reducción de plantillas de más de dos mil personas en Galicia y la drástica reducción de tiempo para coordinar programas y preparar actividades.

Sin apoyo estatal, imposible

Frente a los sindicatos ayer se sentaron los dos principales responsables de este asunto en Educación: la conselleira, Carmen Pomar; el director xeral de Centros e Recursos Humanos, José Manuel Pinal. Ellos explicaron a los sindicalistas que mientras el Estado no transfiera los fondos necesarios para reducir las horas lectivas, estas no podrán rebajarse en Galicia. La consellería de hecho emitió un comunicado al poco tiempo de terminar la reunión en ese mismo sentido: «No actual contexto de incerteza política e económica a nivel estatal, modificar o horario lectivo sería unha irresponsabilidade, máis tendo en conta que a mesma lei que recomenda a redución do horario lectivo apunta que o Estado facilitará as condicións orzamentarias para que se leve a cabo polas comunidades autónomas». Educación entiende que «Galicia precisa un compromiso firme e claro do Goberno central dun transvase de fondos que permita facerlle fronte á contratación de máis profesorado».

Los esfuerzo de Carmen Pomar, explican en San Caetano, están centrado en «a estabilidade dos docentes e coa mellora das súas condicións de traballo», y recuerdan las cifras de las oposiciones de este año y el próximo, las de los concursos de traslados y los aumentos salariales, que cifran en 1.260 euros al año.

Pero la explicación no convence a los sindicatos: «Non podemos crer que iso explique o rexeitamento a negociar —comentaba Xulio Díaz— cando hai sete comunidades autónomas en España que xa o están facendo, e Galicia sempre presume de ser unha comunidade coas contas saneadas».

Desde la CIG se valora que inicialmente el desembolso no tendría que ser inicialmente demasiado alto: «A meirande parte dos centros de primaria, os grandes e que non perderon alumnado, manterían o mesmo catálogo de profesores». Sí afectaría más a secundaria (ESO, bachillerato, FP) y educación especial. Pero de ahí que pensasen en un proceso paulatino de reducción horaria que, por ahora, parece bastante lejano.

Los sindicatos consiguen el compromiso de entrevista con la conselleira de Educación tras encerrarse en la Xunta

Sara Carreira

Dieciséis representantes de los profesores se encerraron desde la mañana en San Caetano

Representantes de los sindicatos de la Mesa Sectorial de Educación en Galicia (ANPE, CIG, CC OO y FeSP-UGT) han conseguido el compromiso de los responsables de la consellería de que la semana que viene serán recibidos todos juntos por la titular de la cartera, Carmen Pomar,  una rectificación muy celebrada por los docentes. Los 16 representantes sindicales (cuatro por agrupación) se habían encerrado por la mañana en la Consellería de Educación para reclamar la recuperación del horario lectivo anterior a los recortes del año 2012 y que el pasado marzo apoyó el Gobierno. Esto supone que los docentes de secundaria tengan 18 períodos lectivos (no necesariamente horas, sino clases) a la semana y los de primaria lleguen a 21. En la actualidad, en secundaria tienen 20 períodos lectivos y en primaria, 25. 

Seguir leyendo

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
3 votos
Tags
Comentarios

No rotundo de la consellería a negociar una reducción de las horas lectivas