El Gobierno se propone adelantar el pago de becas cuatro meses

Unos 40.000 gallegos reciben cada curso una ayuda del Ministerio de Educación, que ha contratado a 33 personas de refuerzo para la tramitación en Galicia


Santiago

Entre 60.000 y 70.000 estudiantes gallegos solicitarán este curso una beca del Ministerio de Educación, según las previsiones de la Administración. La resolución de este año trae dos novedades: los plazos se adelantan y además, se prevé un incremento del presupuesto. El objetivo de Educación es llegar a 17.000 becarios más, tanto con una ayuda que antes no tenían como incrementando las cuantías. En Galicia, más de 40.000 estudiantes obtienen una beca cada año.

¿Cuándo y dónde hay que presentar la solicitud? La convocatoria se ha adelantado esta vez algunas semanas, con lo que el plazo de presentación está abierto desde el 1 de agosto y cerrará el 1 de octubre para los niveles no universitarios y el día 15 para los estudios superiores. La solicitud se presenta a través de un formulario en la página web del Ministerio de Educación. Hay que registrarse previamente en la sede electrónica. En principio, no hay que aportar documentación, aunque las unidades de tramitación pueden requerirla en algún momento.

¿Cuándo la resuelven? El Ministerio de Educación se ha marcado el objetivo de adelantar unos cuatro meses el proceso, con lo que en principio, las becas deberían estar abonadas en marzo, según explica Manuel Regueiro, director del área de la Alta Inspección de Educación en Galicia. Los estudiantes denuncian de forma recurrente los retrasos en el pago de las ayudas.

Para solventarlo, han reforzado el personal que tramita las ayudas. Este año habrá 33 personas de refuerzo en las siete delegaciones que reciben las solicitudes: once en la delegación de Educación de A Coruña, diez en Pontevedra, dos en Lugo y otras dos en Ourense, dos más en la Universidade da Coruña y otras dos en la de Vigo y cuatro en la Universidade de Santiago. Comenzarán a trabajar el 1 de octubre y sus contratos terminarán el 31 de enero para los que trabajan en niveles no universitarios y el 15 de febrero para los que tramitan la enseñanza superior.

¿De qué se compone la beca? De cinco elementos: una cuantía fija ligada a la renta de 1.600 euros. Otra ligada a la residencia de 1.500 euros (solo para quien tiene que vivir fuera del domicilio familiar durante el curso), una beca básica de 200 euros, una cuantía ligada a la excelencia (de entre 50 y 125 euros) y una parte variable, que se calcula en función de la renta familiar y la nota media del estudiante. El ministerio pone a disposición del alumnado un simulador que calcula la cantidad que puede recibir por este concepto.

¿Qué requisitos hay que cumplir? De dos tipos: económicos y académicos. No se pueden superar unos umbrales de renta (que se pueden consultar aquí) ni sobrepasar unas cantidades máximas de ganancias patrimoniales, valores catastrales e ingresos procedentes de actividades económicas.
En cuanto a los requisitos académicos, dependen del nivel educativo, pero marcan una matrícula mínima y requisitos en cuanto a notas y superación de asignaturas. Para los niveles universitarios por ejemplo, hay que tener un 5 en selectividad y entre un 6 y un 6,50 en el resto de cursos, dependiendo del área de conocimiento de la carrera, una nota que sube al 7 en el caso de los másteres. También hay que superar un número mínimo de créditos cada año. Los requisitos académicos se pueden consultar aquí y aquí. Las víctimas de la violencia machista pueden acceder a la beca sin tener que cumplir los requisitos académicos de carga lectiva superada, nota media o matrícula.

¿Qué es la cuantía ligada a la excelencia? Aquellas personas que tengan expediente académico por encima de un 8 tienen derecho a entre 50 y 125 euros, dependiendo de la nota media que hayan obtenido.

 ¿Cuántos cursos se puede ser becario? Con carácter general, la duración dispuesta en el plan de estudios. En el caso de las enseñanzas superiores, dos años más para las ingenierías y arquitectura y un año más para el resto de grados.

Estos son los puntos clave de la reforma del sistema de ayudas

Tamara Montero

Actualización de umbrales de renta, modificación de los requisitos académicos, mayor financiación y agilidad en los trámites son las puntas de lanza del proyecto

Desde julio del 2018, el Ministerio de Educación ha mantenido que uno de sus principales proyectos es una reforma en profundidad del sistema de becas para garantizar «que ningún estudiante abandone sus estudios posobligatorios por motivos económicos». Así ha quedado plasmado en la resolución de la convocatoria de las becas de este año, en la que el Gobierno reconoce que no ha tenido tiempo a hacer grandes modificaciones, más allá de incrementar el presupuesto destinado a esta cuestión y adelantar los plazos. Pero ya establece las líneas maestras de una reforma que arrancó con la convocatoria del Observatorio de Becas y Ayudas, un organismo que no se reunía desde el año 2011 y que una vez reactivado, ya está haciendo llegar a la Administración sus propuestas sobre este nuevo modelo, según confirma Manuel Regueiro.

Seguir leyendo

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
11 votos
Tags
Comentarios

El Gobierno se propone adelantar el pago de becas cuatro meses