No habrá corrección diferenciada en el polémico examen de Arte de selectividad, pero sí en Cultura Audiovisual

La CIUG aceptó ayer la dimisión del director del grupo de trabajo de Filosofía

Friedrich: Monk by the sea: a la izquierda cuadro original, a la derecha lo que se vio en el examen de selectividad
Friedrich: Monk by the sea: a la izquierda cuadro original, a la derecha lo que se vio en el examen de selectividad

Redacción / La Voz

Los incidentes de esta edición de la selectividad gallega terminan de forma diferente según la materia: mientras la resolución de la crisis de Historia da Filosofía fue rápida e impecable, la de Fundamentos da Arte parece que traerá consecuencias, ya que salvo sorpresa el grupo de trabajo no hará cambios sobre lo previsto a la hora de corregir la prueba, a pesar de la petición de alumnos y profesores de la materia. 

Son sobre 1.500 los jóvenes que se examinaron de Fundamentos da Arte, la materia troncal del bachillerato de Artes, una asignatura que hace media para la nota general de selectividad, la que quedará para toda la vida de los estudiantes. La calidad de las imágenes que los alumnos tenían que comentar y comparar era muy mala. El cuadro de Caspar David Friedrich Monk by the Sea (1808/10) carecía de nitidez, los colores eran diferentes al original y las pinceladas -pixeladas- resultaban irreconocibles. La prueba (comentario y comparación con un cuadro de Dalí, también de pésima resolución) valía 7 puntos del examen.

 

Los alumnos afectados no se conformaron con presentar un escrito a la CIUG sino que comenzaron una campaña en las redes sociales -change.org- para ser corregidos por lo que veían, no por el cuadro original. Algunos profesores han querido mantener un perfil bajo a la espera de la resolución del grupo de trabajo ante esta crisis; pero esta no llega, porque aunque se asume que el cuadro perdió resolución en su puesta en papel, el resultado final no dificultaba la respuesta.

Curiosamente, una asignatura optativa (Cultura Audiovisual) tuvo el mismo problema con la reprografía, pero sus profesores sí se van a adaptar la corrección a lo que vieron los estudiantes con el objetivo de no perjudicar las notas de ningún alumno por una cuestión técnica.

En el otro gran problema, Historia da Filosofía, la resolución ha sido diferente. El examen estaba mal planteado, ya que se mezclaron temas de la opción A y la B. Los examinadores cancelaron el examen defectuoso y buscaron el de reserva, que también presentaba los mismos problemas; igualmente, el de la convocatoria extraordinaria estaba mal diseñado. Entonces se decidió suspender el examen hasta primera hora de la tarde del viernes; en menos de cinco horas se detectó el problema y se diseñó un examen adecuado, que fue repartido entre los 3.000 estudiantes afectados. En paralelo, el director del grupo de trabajo, Alberto Sucasas, se reconoció responsable del error el mismo viernes, aunque a la vez se reconocía sorprendido ante lo ocurrido. Ayer martes presentó la dimisión por escrito, que ha sido aceptada por el presidente de la CIUG, Celso Rodríguez. Ahora queda pendiente hacer un análisis informático para descartar cualquier problema posterior a la entrega de los exámenes por parte de Sucasas, y se espera una reunión con la Xunta por si se toman otras medidas.

El rector de la USC defiende analizar las notas de la ABAU y bachillerato entre comunidades

Ni una selectividad única ni un examen test tipo mir. El rector de la Universidade de Santiago, Antonio López, dijo ayer al presentar los grados y másteres de la USC que, «supoñendo que houbese diferenzas entre territorios na ABAU, teñen un impacto moi acotado naqueles ámbitos no que hai competencia a nivel estatal, no ámbito das ciencias da saúde». Para López, «necesitamos unha análise máis reposada, con rigor, e ver onde temos o problema. Evidentemente estamos nun nivel de esixencia por encima das medias nalgunhas materias, e iso se pode suavizar», aunque en conjunto «o sistema funciona razonablemente ben». También habló de que se puede cambiar el modelo por otro «onde cada universidade e cada facultade faga a súa proba de ingreso», que puso como ejemplo.

También criticó la unificación de la selectividad la Nova Escola Galega en tanto es «un novo ataque ao marco propio de competencias en materia educativa».

Pomar, en el Parlamento

Por otra parte, Carmen Pomar, conselleira de Educación, Universidades e Formación Profesional, comparecerá en el pleno de la próxima semana en el Parlamento de Galicia para mostrar la postura de la Xunta sobre la realización de una selectividad conjunta en toda España.

¿Diecisiete selectividades diferentes? Galicia, entre las más exigentes en inglés; Canarias, la más fácil en Lengua

Sara Carreira

Un análisis de las materias comunes a todos los alumnos demuestra la disparidad de niveles

En Canarias no se examinan de literatura española; en la Comunidad Valenciana, Cataluña y el País Vasco solo hay que estudiar los siglos XIX y XX; y solo en Cataluña y Galicia hay listening (escuchar una grabación) en inglés. ¿Se puede decir que se trata de la misma selectividad, hay 17 diferentes?

materias ¿comunes?

Dos para todos. Historia de España y Lengua Castellana y Literatura. Estas son las únicas materias que todos los que van a la selectividad deben compartir, unos 300.000 jóvenes en todo el Estado. Llevan tres cursos así, aunque Cataluña se sumó este año a la Historia de España (antes se podía elegir entre esta asignatura y Filosofía, a pesar de que la Lomce es clara al respecto).

Seguir leyendo

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
3 votos
Tags
Comentarios

No habrá corrección diferenciada en el polémico examen de Arte de selectividad, pero sí en Cultura Audiovisual