¿Hacienda utiliza a Shakira para meter miedo?

ECONOMÍA

María Pedreda

Sus abogados acusan a la Administración tributaria de haber montado una «campaña mediática» en contra de la cantante

04 dic 2022 . Actualizado a las 17:38 h.

Hacienda (a través de la Fiscalía del Estado) acusa a la cantante Shakira de cometer un fraude fiscal de más de 14 millones de euros. Considera que eludió el pago del IRPF y del impuesto autonómico de Patrimonio entre los años 2012 y 2014, en los que era residente en España. Ella no está de acuerdo y sus abogados han lanzado un duro mensaje en el que acusan a la Administración tributaria de haber montado una «campaña mediática» con el único objetivo de «forzar» a la cantante a llegar a un acuerdo con las acusaciones y declararse culpable «a pesar de su inocencia». Advierte que han pisado sus derechos fundamentales, han vulnerado su intimidad y la han utilizado como ejemplo para el resto de los contribuyentes.

Abordamos este asunto con abogados y expertos tributarios y empezamos por la siguiente pregunta: ¿Cuántos actos administrativos emite Hacienda en un año y cuántos expedientes recurridos ante la Justicia se ganan? Son 18 millones de actos administrativos los emitidos al año, de los que los contribuyentes recurren un 2 %. A partir de ahí, el 40 % se ganan por vía administrativa; el 15 % siguen la vía judicial y, de estos, los contribuyentes ganan un 30 %.

Ante estos resultados, podría uno cuestionarse los incentivos de productividad que reciben los inspectores de Hacienda por hacer su trabajo. ¿Cuánto reciben? Carlos del Pino, socio del despacho Pin & del Pino, recuerda que, según se desprende de la distinta información que se viene publicando, se desconoce el importe al que asciende, así como los criterios que determinan su obtención. Precisa que, en su opinión, determinados funcionarios públicos tales como inspectores de Hacienda, jueces y magistrados deberían tener un salario acorde a la relevancia y responsabilidad de su cargo, lo cual, a día de hoy no sucede.

Centrando el tema en el caso que nos ocupa, Carlos del Pino considera que Hacienda no tiene como objetivo dañar la reputación de la cantante. Se trata de un efecto colateral porque el objetivo de la Agencia Tributaria es recaudar a la mayor brevedad posible.

La cantante acusa a Hacienda de vulnerar sus derechos fundamentales, al recabar datos privados en hospitales en los que ella pedía cita. Preguntado Del Pino si estas prácticas se pueden realizar, el experto explica que la Administración fiscal puede recabar datos con trascendencia tributaria si bien han de respetarte los derechos fundamentales de los contribuyentes tales como la inviolabilidad del domicilio, honor, intimidad, etcétera. «En función de la información que efectivamente hayan recabado, las consecuencias serán exclusivamente administrativas o, por el contrario, extratributarias», precisa el experto. Lo cierto es que es muy controvertida la interacción entre la Ley Orgánica de Protección de Datos y la actividad inspectora.

—¿Es posible que Hacienda «meta miedo» al resto de los contribuyentes a través de Shakira?

—Con este tipo de actuaciones, efectivamente, se busca un efecto mediático, concluye Carlos del Pino.

Hay otros expertos que consideran que el hecho de que la sociedad tenga miedo puede ser un efecto colateral y no necesariamente buscado. Si es así no nos queda otra que disponernos a sufrir porque Hacienda está buscando dinero debajo de las piedras.