El efecto dominó de la luz catapulta la inflación al nivel más alto en casi 10 años

Ana Balseiro
ana balseiro MADRID / LA VOZ

ECONOMÍA

JOSE PARDO

El IPC se disparó un 3,3 % interanual tras subir cuatro décimas en agosto

30 ago 2021 . Actualizado a las 20:10 h.

El rali imparable del precio de la electricidad -hoy alcanza otro nuevo máximo histórico diario: 130,5 euros por megavatio hora- va mucho más allá del evidente agujero que la factura de la luz hace en el bolsillo de los consumidores. Este agosto, además de pagar, de media, un recibo el triple de caro que hace un año, los españoles padecerán el efecto dominó que el coste de la energía provoca en la cesta de la compra. Porque, según los datos avanzados ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE), la inflación subió cuatro décimas respecto a julio y ya ha escalado nada menos que un 3,3 % interanual, lo que supone su nivel más alto en casi diez años.

En concreto, para encontrar un IPC más elevado hay que retroceder hasta octubre del 2012, nueve años atrás, mientras que en lo que respecta a la inflación mensual, agosto supuso la vuelta a terreno positivo, después de la caída de ocho décimas que se produjo en julio, como consecuencia de la campaña de rebajas, que redujo los precios de ropa y calzado.

Aunque para conocer el dato definitivo habrá que esperar hasta el 14 de septiembre, el 3,3 % de agosto avanzado por Estadística supone el sexto repunte interanual encadenado por los precios -como muestra el gráfico adjunto-, de la mano de la preocupante volatilidad del coste de la electricidad en el mercado mayorista, a su vez efecto del encarecimiento del gas para los ciclos combinados (la tecnología de producción más cara) y de los derechos de emisión de CO2 (rebasan los 60 euros por tonelada, el nivel más alto de su historia).