Juan José López, director de Caolines de Vimianzo: «Nuestra competencia utiliza a niños o presos para explotar minas»

Sofía Vázquez
Sofía Vázquez REDACCIÓN / LA VOZ

ECONOMÍA

ANA GARCIA

Señala que sus minerales los utilizan industrias de cosmética, automoción y cerámica

19 jun 2021 . Actualizado a las 23:36 h.

La conversación se torna en una clase magistral de geoestrategia. Juan José López Muñoz (Santa Comba, 22 de enero de 1972) es director de Caolines de Vimianzo (Cavisa), empresa que compite con firmas que utilizan a niños o presos para explotar minas.

-La cosmética [que emplea minerales que salen de la compañía] nos da mucho prestigio, entre otras cuestiones porque cumplimos las normativas más exigentes. Nuestra competencia es india y usa a niños y niñas para explotar las minas. Son más delgaditos y se pueden meter en los yacimientos. Child labour free aparece rotulado en tarjetas, en los sacos, en los contenedores... Firmo cientos de certificados de que no tengo menores trabajando, ni presos en trabajos forzosos como ocurre en algunos países asiáticos. Nosotros somos Europa. 

-Parece mentira: Caolines como termómetro económico mundial

-Pues sí. El 60 % de nuestra facturación corresponde a la exportación. Y fíjate, a finales del 2019, cuando aquí aún no se hablaba del covid ni de nada similar, constatamos un bajón de la demanda; y en febrero del 2020, un aumento brutal. Ante la incertidumbre, hablamos con cuatro o cinco clientes de referencia, localizados en distintas partes del mundo, y comprobamos que sus previsiones pasaban por afrontar un duro frenazo económico. A partir del primer trimestre de este año hubo un incremento elevadísimo de la demanda de nuestra materia prima, tanto de clientes propios como de otros que se abastecían en China o la India.

-¿Qué minerales trabajan?

-La mica, sobre todo, aunque no es un mineral ampliamente explotado. Cavisa empezó en 1981 extrayendo caolín, que estaba destinado a la fabricación de papel. Pero en los noventa la industria papelera comenzó a utilizar carbonatos, 10 veces más baratos. Así que la minería del caolín se resintió duramente, y Cavisa, que era de Río Tinto y Sodiga, comenzó a buscar otros mercados. En los noventa descubrieron sus usos en la pintura y la cerámica, y en los 2000 su implementación en el caucho, por ejemplo. De esta manera se recuperó el caolín, y también la mica y las arenas. El éxito estará en venderlo todo: caolín, arenas y micas. Las micas -son los cristalitos que brillan en las piedras de granito- siempre se supo que podían tener un interés futuro, así que desde los ochenta se fueron almacenando en las minas. Ahora mismo casi no vendemos caolín para papel (solo para papel higiénico), pero sí para cerámica y adhesivos, y eso supone un 25 % de nuestra facturación. Otro 69 % se corresponde con la mica, aquel mineral que no valía... Por sectores, estamos en la automoción (plásticos, polímeros), en pinturas (porque con un kilo de pintura formulada con el mineral se puede cubrir más pared, por eso se llaman materiales laminares)... Tanto el caolín como la mica también se utilizan en cosmética. Por lo mismo que se emplean en pintura, te cubren perfectamente las imperfecciones de la piel.

-O sea que mi maquillaje puede tener Caolines de Vimianzo.

-Seguro, caolines o micas... Y el otro sector importante en el que nos movemos es el de los abrasivos. Por ejemplo, para pastillas de freno, electrodos de soldadura o el polvo de los extintores

-¿Quién es vuestro cliente tipo?

-El industrial. Del total de nuestra exportación, el 33 % se va a Centroeuropa, el otro 33 %, a América Latina, y otro 33 % al resto del mundo. Ahora estamos intentando vender en Japón. Nuestro accionista es industrial y también nos aporta su fuerza comercial.

-¿Sigue siendo la italiana Veneta Mineraria?

-Sí, al 100 %.

-¿Está contenta con Cavisa?

-Han tenido mucha paciencia. La de Cavisa es una historia de supervivencia. En los últimos cinco o seis años se puede decir que están bastante contentos de cómo estamos llevando las cosas. Aquí, en Cavisa, siempre hubo la sensación de... «a ver si estamos el año que viene»... por la crisis del mercado respecto al precio del caolín. Tras modernizar líneas de producción, la compañía está viviendo su mejor etapa. Cumple 40 años ahora, y los mejores fueron los seis últimos.

-¿Las materias primas las mueven en contenedor?

-Sí. Ahora mismo estamos sufriendo mucho. A España, Portugal y Centroeuropa transportamos los materiales en camiones plataforma y cisternas. Para el resto del mundo utilizamos contenedores que salen de Vigo-Marín o Ferrol. ¿Qué ocurre ahora? Que el precio de los contenedores se ha disparado.