Las eléctricas aprovechan la confusión con la nueva factura para captar clientes

Cristina Porteiro
c. porteiro REDACCIÓN / LA VOZ

ECONOMÍA

OSCAR CELA

Ofertan precios fijos en el mercado libre que pueden implicar mayores costes

01 jun 2021 . Actualizado a las 10:33 h.

«Consume todo lo que quieras, que el importe de tu factura no va a cambiar», «precio estable, ¡que no te asusten!», «no hay más costes que lo que consumas. ¡De verdad!». Son algunos de los reclamos, no del todo transparentes, que están lanzando estos días las grandes comercializadoras de luz y gas para atraer a los 11 millones de consumidores del mercado regulado, que han visto temblar el suelo bajo sus pies con el nuevo cálculo de los costes regulados (peajes y cargos) que hoy entra en vigor.

La confusión creada por los cambios tarifarios, y el miedo a que se dispare la factura entre aquellos clientes que suelen usar cocinas, lavadoras o secadoras en los picos horarios (de 10.00 a 14.00 y de 18.00 a 22.00), ha hecho que muchos ciudadanos se replanteen el cambio al mercado libre, donde proliferan ofertas de tarifas planas y estables que prometen cobrar siempre lo mismo por la energía.

«Están abrasando a llamadas telefónicas», denuncian desde la asociación de consumidores Adicae. Y lo que no explican las eléctricas en esas «ofertas» telefónicas es que lo que encarece la factura no es el precio de la energía en sí (24 % de la carga financiera total) -que es lo que utilizan como reclamo-, sino los costes fijos (la potencia contratada, cargos y peajes), que concentran el 54 % del precio a abonar a final del mes.