Juan Cordonié: «Muchos niños chinos toman productos que tienen ingredientes lácteos gallegos»

Sofía Vázquez
sofía vázquez REDACCIÓN / LA VOZ

ECONOMÍA

Sandra Alonso

El director general de Galacteum asegura que, tras fuertes inversiones, la compañía prevé entrar en beneficios este año

24 may 2021 . Actualizado a las 17:06 h.

Hablar con Juan Cordonié García (A Coruña, 8 de noviembre de 1962) es hablar de la leche, de los productos lácteos y también de China y brókeres. Él tiene claro su mensaje como director general de Galacteum: se ha abierto una nueva etapa, con todas las líneas de producción en marcha, e impulsando proyectos rentables y sostenibles desde el punto de vista ambiental y económico. ¿Qué es Galacteum? El brazo industrial de Aira, una de las empresas de base cooperativa con más de 2.500 ganaderos. La que antes era Dairylac, hoy elabora productos para los que mueve 45 millones de litros de leche al año. Otro dato: movilizará 6.000 toneladas de leche y suero en polvo.

-Más del 70 % de nuestro accionariado lo controla Aira -motor del proyecto-; el 25 %, Xesgalicia; Codeira, el 2 %, y el resto, pequeños accionistas de la primera Dairylac. Estamos en una nueva etapa. Ya tenemos todas las líneas de negocio operativas después de una inversión muy potente, principalmente en el área de productos en polvo. Esta está extremadamente orientada hacia la valorización, es decir, generación de productos de alto valor añadido. Llegamos al nivel más alto del mercado: ingredientes para la alimentación infantil.

-¿Cómo?

-Pensamos en economía circular y operamos en economía circular. Recuperamos sueros de las queserías y los valorizamos extrayéndole la grasa (hacemos mantecas clarificadas para reposterías) y desmineralizando el suero para convertirlo en un producto que a su vez es ingrediente de alimentación infantil, que destinamos al mercado internacional. Lo estamos haciendo desde el inicio del 2020.

-Galicia es su mercado natural

-En el retail, pero también competimos a nivel nacional. Igual que en el canal HORECA  (establecimientos de hostelería). Con los productos en polvo, sin embargo, operamos en el mercado internacional, principalmente en Corea y China (también en Europa). Son países muy emergentes en su demanda en alimentación infantil, ya que no disponen de infraestructura en el sector lácteo con la que puedan abastecer a su población. Cada vez hay más acercamiento de las empresas chinas.

-Es decir, ¿los niños chinos toman leche gallega?

-Se puede decir que hay muchos niños chinos que toman productos que tienen ingredientes lácteos que vienen de Galicia.

-¿Incorporarán capital chino?

-Estamos muy cómodos de tener nuestros pies afianzados en la tierra, en el origen y en la proximidad, y la cabeza, un poco más allá. Estamos satisfechos de poder conjugar el mercado nacional e internacional con el objetivo de tener un proyecto netamente rentable y sostenible.

-Se constituyeron en el 2016. ¿Cuánto han invertido?

-En el entorno de los 20 millones, de los que unos 15 se destinaron a la línea de productos en polvo. El resto a transformación de energía, calderas de vapor, creación de la planta de gas licuado, montaje de una nueva depuradora, cámara de frío….

-Tras esa inversión, ¿la empresa ya es rentable?

-La empresa ha tenido unos años de muchísima inversión y pendiente de comercializar esos productos de más valor. Desde el 2020 ya tenemos todas las líneas de negocio en marcha. En este segundo año de explotación ya estamos con una proyección interesante tanto en el margen bruto, como en el ebitda... En el 2021 estaríamos entrando en beneficios. Para el segundo año de explotación de todas las líneas de negocio el objetivo es muy ambicioso y posible.