El fondo IFM podría tener que conformarse con ser el cuarto mayor accionista de Naturgy

f. f. REDACCIÓN / LA VOZ

ECONOMÍA

La decisión de La Caixa de afianzarse en la eléctrica dificulta la adquisición del 22 % del capital, que podría quedar en un 17 %

19 may 2021 . Actualizado a las 19:43 h.

IFM, el fondo que gestiona los ahorros de jubilación de más de 11 millones de trabajadores australianos, podría tener que conformarse con ser el cuarto mayor accionista de la eléctrica española Naturgy, en lugar del segundo -o incluso el primero, como pretendía inicialmente- y adquirir el 17 % de la compañía, el mínimo que se proponía alcanzar en la opa lanzada sobre la empresa dirigida por Francisco Reynés. Y es que la oposición de La Caixa a vender su 24,8%, así como su decisión de incrementar incluso ese porcentaje hasta llegar al 30 % para consolidarse aún más como primer accionista, dificultará el objetivo de IFM de hacerse con el máximo del 23 % de Naturgy al que aspiraba.

El fondo australiano tendría por delante a otros dos fondos de inversión, GIP y Rioja (conformado a su vez por CVC y la familia March), con el 20 % cada uno, y a la propia La Caixa.

IFM se verá obligado a acudir al menudeo para tratar de convencer a inversores institucionales y minoristas (que suman casi el 30 %) para que le vendan sus acciones. Pues tanto GIP como Rioja alcanzaron un acuerdo con el pretendiente para no entorpecer la opa, pero sin venderle sus títulos.