Enero deja el recibo de la luz congelado, pero gas, gasolina y seguros más caros

Ana Balseiro
ANA BALSEIRO MADRID / LA VOZ

ECONOMÍA

Una gasolinera de Poio, en una imagen de archivo
Una gasolinera de Poio, en una imagen de archivo CAPOTILLO

Este año también se espera un ajuste en los precios de la vivienda

01 ene 2021 . Actualizado a las 19:47 h.

Pasadas las campanadas, el nuevo año ha llegado con sorpresas en los precios, que pondrán a prueba el músculo de unos salarios que, en muchos casos, se resienten de los ajustes obligados por el coronavirus. Porque, pese a que la inflación cerró el año en rojo y a que el Gobierno aprobó una subida del 0,9 % para los empleados públicos y los pensionistas, el 2021 trae alzas de precios en carburantes, gas, seguros, envío de paquetes o, en el caso de Galicia, también en la tarifa de la AP-9. Sin embargo, el encarecimiento de algunos bienes y servicios convivirá con la congelación e incluso las rebajas en otros. Los principales cambios, a continuación:

 Gas

Sube un 6 %. La tarifa de último recurso (TUR), es decir, la regulada por el Gobierno, sube de media un 5,97 % respecto a los precios en vigor desde el pasado octubre. Así, el suministro de gas natural para un cliente TUR 1, es decir, que consuma hasta 5.000 kilovatios hora anuales (agua caliente y cocina) le costará un 4,6 % más, mientras que la factura será un 6,3 % más cara para los TUR 2, que son aquellos que consumen entre 5.000 y 50.000 kilovatios hora al año (agua caliente y calefacción). En lo que respecta al precio de la bombona de butano, que subió un 4,9 % en noviembre, habrá que esperar a mediados de mes para comprobar si continúa encareciéndose o se mantiene en los 12,68 euros con los que ha estrenado este nuevo año.

  

Luz

Bajada a la vista. Hasta el 1 de abril se mantendrá sin cambios la parte regulada de la factura, pero a partir de esa fecha entrará en vigor el nuevo recibo diseñado por la CNMC, que incluye la discriminación horaria en todos los peajes, lo que supondrá la revisión y simplificación de los períodos horarios. Y no solo eso, ya que la iniciativa del Ejecutivo de que sean las empresas suministradoras de energía -petroleras y gasistas- quienes costeen las primas a las renovables se traducirá en una rebaja de la factura doméstica de al menos un 13 % en cinco años.

 

carburantes

Sigue la escalada. Precisamente el intento del Gobierno por contener el precio de la luz acabará impactando en el bolsillo del consumidor igualmente. Y es que, con los carburantes escalando al máximo de los últimos meses (el precio medio del litro de la gasolina está en 1,184 euros y el del gasoil en 1,069), las petroleras ya han advertido que trasladarán al precio del combustible el ahorro que se vean obligadas a sufragar en el recibo de la luz. El impacto al llenar el depósito lo estiman en siete céntimos por litro, IVA incluido.

  

transportes

Más competencia en el tren. Aunque Renfe no ha hecho públicas aún sus tarifas, ADIF aprobó una rebaja del 23 % del canon que cobra para potenciar el tráfico ferroviario, mermado por la crisis sanitaria. Por ello, y porque entrará en funcionamiento un nuevo operador, Ouigo, con precios más reducidos, se espera que Renfe congele sus precios. Eso es lo que han hecho en las grandes ciudades del país con las tarifas de metro y autobuses.

 tasas aeroportuarias

Bonificadas. Aena mantendrá hasta marzo la bonificación en las tasas a las aerolíneas que superen el 20 % de las operaciones con respecto al año anterior. Se abre también la puerta a nuevas rebajas y se añade la bajada de las tasas de navegación aérea de Enaire ( el 11 % para las rutas peninsulares y del 8,5 % para Canarias). Los billetes de transporte aéreo y marítimo para residentes en los archipiélagos se mantiene subvencionados en un 75 %.

 autopistas

Galicia, excepción a la bajada. Mientras que en el conjunto del país los peajes de las autopistas dependientes del Estado se abaratan con carácter general un 0,11 %, Galicia será la excepción y, por cuarto año consecutivo, experimenta la mayor subida del país, un 0,92 %. Recorrer toda la AP-9 cuesta veinte céntimos más desde Año Nuevo: 22,40 euros.

 teléfono e internet

Competencia frente a servicios. En las telecomunicaciones conviven dos tendencias: las compañías que apuestan por mejorar el servicio que ofrecen a sus clientes, aunque aplicándoles subidas de cuota; y las operadoras de bajo coste que compiten por captar nuevos clientes con paquetes más baratos. Resta ver también el impacto del despliegue del 5G en las tarifas.