El Gobierno acuerda paralizar los desahucios mientras se mantenga el estado de alarma

Redacción LA VOZ

ECONOMÍA

Marta Perez

Descarga en las autonomías la búsqueda de una alternativa habitacional

03 dic 2020 . Actualizado a las 12:14 h.

El Gobierno paralizará los desahucios a las familias vulnerables que no tengan alternativa habitacional mientras dure el estado de alarma. Lo hará mediante un decreto ley que han consensuado el vicepresidente de Derechos Sociales, Pablo Iglesias, y el ministro de Agenda Urbana, José Luis Ábalos, un acuerdo alcanzado tras retirarse la enmienda a los Presupuestos que Unidas Podemos había presentado junto a ERC y EH Bildu para prohibir los desahucios hasta el 2022.

Según avanzan desde la vicepresidencia de Iglesias, el decreto impedirá el lanzamiento de las familias vulnerables, incluidas aquellas que viven como okupas en casas de grandes tenedores de vivienda (aquellos con diez o más inmuebles) con más de una decena de viviendas, mientras no exista la posibilidad de que sean realojadas en una vivienda digna.

Serán las comunidades autónomas las que tendrán que ofrecer esa alternativa habitacional, y tendrán para ello un plazo máximo de tres meses. Desde la Vicepresidencia se hace hincapié en que tendrá que ser una vivienda digna, por lo que no se podrá ofrecer, por ejemplo, el realojo temporal en albergues.

Iglesias niega que vaya a haber cambios en el Gobierno tras la aprobación de los Presupuestos

La Voz

El vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha negado que exista acuerdo con el PP para la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), como avanzó el pasado lunes el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, y ha aseverado que se les está «agotando la paciencia» pese a que aún está abierta la opción de alcanzar un pacto con los populares.

Además, ha dejado claro que si la formación liderada por Pablo Casado no quiere llegar a un acuerdo, «obviamente habrá que buscar fórmulas para cumplir ese mandato constitucional» de renovación del organismo, en clara referencia a la reforma redactada entre PSOE y Unidas Podemos, que ahora está paralizada en el Congreso y que abre la posibilidad a elegir vocales por mayoría absoluta.

Seguir leyendo