Air Europa se cae de las nubes

La aerolínea de los Hidalgo pierde clientes, solvencia y valor de cara a su venta


redacción / la voz

El paracaídas estatal de 475 millones de euros que le acaba de enfundar el Gobierno ha evitado el gran batacazo. Pero a estas alturas de la pandemia, a Air Europa ya casi no le queda más que la marca. No tiene clientes, no tiene solvencia, ya no vale los 1.000 millones que el grupo IAG (holding al que pertenecen Iberia, British Airways, Air Lingus, Vueling y Level) iba a pagar por ella e incluso es probable que lo que iba a ser una gran venta para la adinerada familia Hidalgo se acabe convirtiendo en una mera absorción a precio simbólico.

Corren malos tiempos para volar en todo el mundo. Las nuevas restricciones a la movilidad y las cuarentenas de esta segunda ola ya impactan de lleno. Ryanair, Easyjet, Air Europa o Air France son solo algunas de las compañías que han anunciado recortes de rutas hasta final de año.

Pero Air Europa ya no aguantaba. Sus dueños (el grupo Globalia) llevaban meses pidiendo un rescate con cargo al dinero de los contribuyentes para evitar la quiebra, con el argumento de que Alemania, Francia, Italia y Portugal han hecho también una apuesta para salvar a sus aerolíneas de bandera - Lufthansa, Air France-KLM, Alitalia y TAP- con potentes inyecciones públicas, que superan en conjunto los 25.000 millones.

«Señores del Gobierno, necesitamos el dinero ya, necesitamos las ayudas que se han pedido», llegó a exigir el director ejecutivo de Globalia, José Carlos Díaz. Y el Ejecutivo atendió la exigencia. Pero los expertos consultados consideran que entre el rescate de Air Europa y los de Lufthansa o Air France-KLM existen diferencias que hacen cuestionar la intervención estatal. 

¿Es Air Europa una compañía estratégica para España?

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, justificó que el Gobierno ha aprobado un rescate de 475 millones para evitar su quiebra al ser una empresa estratégica. Argumentó Montero que es la segunda aerolínea española con mayor número de vuelos para los destinos internacionales. «Lo hace a 130 aeropuertos de 60 países, lo que pone de manifiesto la dimensión del impacto en el sector turístico español», dijo, cuando la realidad es que Air Europa oferta vuelos a 30 países, según los máximos de sus programaciones. La ministra destacó también que se trata de «un operador importante para la conectividad con Canarias, Baleares y Latinoamérica». ¿Qué dicen los datos del sector? Air Europa suma una cuota de mercado del 18 % en España. En contraste, Lufthansa, al que pertenecen Eurowings, Swiss y Austrian Airlines, tiene una cuota de mercado en Alemania del 49 %. En Francia, Air France tiene un 60 % del mercado interior, mientras Air France, con 16,7 millones de pasajeros, tiene una cuota del 50 %.

¿Es el rescate de 475 millones suficiente para la compañía?

La nota oficial de Hacienda se limitaba a informar de la aprobación de unas ayudas públicas de 475 millones con cargo al fondo de solvencia destinado a dar apoyo a compañías estratégicas afectadas por la pandemia. Unos fondos articulados a través de un préstamo participativo de 240 millones y otro ordinario de 235 millones, que deberán ser devueltos antes de seis años. Ahora se ha sabido que Air Europa ya obtuvo en mayo un préstamo de 140 millones del ICO. Su deuda con el Estado tras el rescate alcanzará los 615 millones, un pasivo que deberá asumir Iberia si cierra la compra. Si no lo hace y desiste, la aerolínea deberá pagar a los Hidalgo una indemnización de 40 millones.

¿Qué va a pasar con la venta a Iberia, pactada en 1.000 millones?

«No compramos lo mismo que hace un año. Hay que volver a mirarlo todo», dijo el pasado viernes en la presentación de resultados del grupo, Luis Gallego, consejero delegado de IAG. La negociación con los Hidalgo se pospondría en consecuencia al 2021, cuando Iberia tendrá un poder aún mayor para lograr un acuerdo ventajoso, tras una Navidad que se presume de ingresos mínimos. Romá Andreu, profesor de EAE Business School especialista en el sector, sostiene  que «teniendo en cuenta que la actividad aérea no comenzará a dar signos de recuperación pronto, para el 2021 necesitará otros 400 millones más y acumularía una deuda de casi 1.000 millones, precio al que Iberia iba a comprar, por lo que se situaría en un escenario de adquisición por un euro, donde el comprador asume toda la deuda».

¿Corren peligro los puestos de trabajo en Air Europa?

La incertidumbre se apodera de los pilotos de Air Europa. El Sepla, que asegura haber pedido en varias ocasiones a la división aérea de Globalia conocer la afectación que el plan de viabilidad tendrá sobre los puestos de trabajo del colectivo, denuncia que «en cada ocasión la empresa se ha negado a explicar estos detalles».

¿Qué responsabilidad tienen los dueños de Air Europa en esta quiebra?

Acostumbrado al éxito y a la prensa rosa, Javier Hidalgo, consejero delegado de Globalia, guarda silencio. El rostro visible del holding turístico creado por su padre, Juan José Hidalgo, se ganó cierto respeto en el mundo empresarial a raíz de pelotazos como el de Pepephone (que vendió por 158 millones de euros). Eso fue durante el tiempo en que se alejó de la empresa familiar a raíz del desencuentro con el patriarca y fundador de Viajes Halcón, que en el 2013 envió una carta de despido a sus tres hijos, María José, Cristina y Javier. Al final solo les bajó el sueldo.

En el 2016, Hidalgo padre creó el cargo de consejero delegado para Javier. Desde entonces, apoyados en el crecimiento de Be Live y de Air Europa, todo había ido sobre ruedas de la mano del bum turístico, tanto que la compañía ahora rescatada cerró el 2019 con 50 millones de beneficio. Hasta que llegó el virus la hizo aterrizar.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Air Europa se cae de las nubes