La bolsa termina al alza con el apoyo del rebote del petróleo y pese a la prima de riesgo

El Ibex 35 cerró con una revalorización del 1,28 %


Madrid / Colpisa

La prima de riesgo de España, tan mentada durante la última crisis financiera, vuelve a ser noticia. Llegó al término de la sesión a situarse por encima de los 160 puntos básicos desde niveles en el entorno de los 150 puntos de la jornada anterior. Marcando así máximos desde el año 2016 y borrando así totalmente el efecto balsámico que supuso el bazoca lanzado por el Banco Central Europeo en la noche del 18 al 19 de marzo pasado.

En esa fecha, el Eurobanco aprobó un programa de compra de activos por valor de 750.000 millones de euros con condiciones más flexibles y generosas que las de anteriores acciones de este tipo. Con esa noticia, en esas fechas, la prima de riesgo de España se estrechó desde los 148 que llegó a alcanzar (desde niveles de 65 puntos básicos en que comenzó el año) hasta los 108 enteros de un día para otro. Y desde ahí fue retrocediendo aún más, para marcar mínimos en los 89 puntos básicos el 26 de marzo.

Pero, a partir de esa fecha y de esa cota, volvió a ampliarse. Si bien la progresiva ampliación de la prima de riesgo se achaca a la ausencia de medidas combinadas, coordinadas o mutualizadas en la Unión Europea para hacer frente a la pandemia y a sus consecuencias económicas, lo que penaliza a países con peores fundamentales financieros, como España, a esta situación se ha añadido una más en los últimos días: el desplome del petróleo.

La fuerte caída del precio del crudo en las últimas fechas merma los ingresos públicos de los países productores, sobre todo los de Oriente Medio, que, con su superávit, financian a países como España comprando gran parte de las emisiones del Tesoro. Y este año, las necesidades de financiación de Estados como el español se van a disparar para hacer frente a los efectos económicos de la pandemia. Con precios del crudo más bajos, sus países productores van a tener menor capacidad de absorción.

Aunque este no es un fenómeno que afecta únicamente a España. La prima de riesgo de Italia se situaba al cierre de la sesión de este miércoles en los 263 puntos básicos. Si bien en la última jornada se mantuvo estable, en la del lunes y el martes pasó de estar en los 226 a colocarse por encima de los 260 puntos. En este caso, sin embargo, la prima de riesgo no ha batido las cotas de mediados del mes pasado, cuando llegó a los 275 enteros.

La rentabilidad exigida para invertir en deuda española a diez años se situaba en el 1,13 % al cierre de la última jornada, por debajo, sin embargo, de los últimos máximos que marcó el 18 de marzo en el 1,25 %. El rendimiento que los inversores piden para comprar deuda italiana con el mismo vencimiento es de un 2,14 %, también por debajo del 2,44 % que llegaron a exigir hace menos de un mes. En la última sesión, el petróleo proporcionó una significativa tregua. Al cierre de la sesión europea, el barril de West Texas, el de entrega en junio (después del vecimiento este martes del contrato de mayo, el que llegó a cotizar en negativo), se disparó un 24 %, hasta situarse en los 14,35 dólares. A este lado del Atlántico, el barril de Brent ganaba más de un 4 %, hasta recuperar los 20 dólares. El crudo europeo llegó a cotizar en el entorno de los 17 dólares por la mañana, sus niveles más bajos en dos décadas.

Impulso para las bolsas europeas

Esta recuperación del precio del petróleo pudo contribuir con la subida con la que terminaron las bolsas. Así, el Ibex 35 cerró con una revalorización del 1,28 %, para dar un último cambio en los 6.719,8 puntos.

En el resto del Viejo Continente, ganancias. El más rentable fue el Ftse 100 británico, que se anotó un 2,30 %. El Ftse Mib de Milán se apuntó un 1,91 %. Y el Dax alemán ganó un 1,6 %. El Cac 40 francés se revalorizó un 1,25 %. Ello, mientras en Wall Street los índices registraban fuertes ganancias, al menos al término de la sesión europea: el Dow Jones avanzaba cerca de dos puntos porcentuales, y el S&P 500 y el Nasdaq, por encima de esa cifra. La bolsa de Nueva York encontraba apoyo no solo en el crudo, sino también en los nuevos estímulos en proceso de aprobación en Estados Unidos por valor de 484.000 millones de dólares para familias y pymes porque los 350.000 millones previos ya se han consumido.

La mayoría de los valores del Ibex 35, en verde

Dentro del selectivo español, 24 de sus 35 valores cerraron en positivo. Ence, con su ascenso del 6 %, encabezó las ganancias, seguido de MásMóvil, que se apuntó un 5,76 %. ArcelorMittal también sumó más de un 5 %. Enagás y BBVA se anotaron más de cuatro puntos porcentuales, mientras que Bankinter, Viscofán, Cellnex y Colonial ganaron más de un 3 %. Entre los mejores, más bancos, como Santander o Bankia, que ganaron alrededor de un 2,9 %. Y otros blue chips, como Iberdrola y Telefónica, con subidas parecidas. En negativo, Grifols fue el valor que más cayó, con un recorte del 3,05 %. Y después se situó Meliá, con un retroceso de cerca del 2 %. Con pérdidas superiores al punto porcentual también se situaron Inditex, Ferrovial, IAG, Siemens Gamesa, Acciona o CaixaBank.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La bolsa termina al alza con el apoyo del rebote del petróleo y pese a la prima de riesgo