El Gobierno estudia alargar los ERTE de fuerza mayor en los sectores más afectados por la crisis del coronavirus

La Voz

ECONOMÍA

El comercio, la restauración, el turismo y el mundo de la cultura serían los que se podrían aprovechar de este mecanismo

08 abr 2020 . Actualizado a las 15:11 h.

El Gobierno sigue buscando fórmulas para que la herida que el coronavirus deje en la economía sea lo menos profunda posible. Así, el Ministerio de Trabajo ha puesto sobre la mesa la posibilidad de alargar los ERTE de fuerza mayor más allá del estado de alarma para los sectores que están resultando más afectados por la pandemia del COVID-19. Dentro de este grupo entrarían el comercio, la restauración, el turismo y el mundo de la cultura. El objetivo, dicen, es ayudarles a salir de la crisis lo antes posible.

Tal y como explicó la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en un encuentro que ha mantenido este miércoles por videoconferencia con representantes de las pymes, con la prolongación de los ERTE en estos sectores se pretende contener la destrucción de empleo. Y es que, todo apunta a que las últimas actividades económicas que recuperarán la normalidad serán las relacionadas con el comercio, la restauración y el turismo. «Nuestro equipo trabaja en que estos sectores van a continuar en fuerza mayor. Y por lo tanto deberían mantenerse las medidas excepcionales para evitar que muchas empresas cierren», señaló, tras recordar que un total de cinco millones de trabajadores están empleados en los ámbitos del turismo, la restauración y el comercio.

Los ERTE de fuerza mayor prevén la suspensión de empleo o la reducción de la jornada durante un tiempo en el que se mantienen las cotizaciones a la Seguridad Social, que asume el Estado. Además, se garantiza que todos los trabajadores afectados pueden acceder a las prestaciones de desempleo aunque no reúnan los requisitos y sin que se les descuente de su bolsa de paro.