Galicia afronta un parón económico «sin precedentes» a causa del coronavirus

El Foro Económico advierte que «cuando se retome la actividad, será poco a poco»


Las heridas que dejará el coronavirus en la economía no serán sencillas de curar. Tampoco las del tejido productivo gallego. Lo advierten los expertos: Galicia afronta un parón económico sin «precedentes». La situación que atraviesa la industria, prácticamente sin producción, unido al cierre de sectores como la construcción, hostelería y comercio, que están todavía a la espera de conocer hasta cuándo durará esta situación, lastrarán a la economía de la comunidad durante un tiempo que se antoja largo. 

Así lo explicó este sábado el economista José Francisco Armesto, miembro del Foro Económico de Galicia, durante una entrevista con la agencia Europa Press: «Cuando se retome la actividad, no se va a poner todo en marcha de la noche a la mañana. Esto va a ir poco». También descartó que todos los negocios puedan abrir la persiana de un día para otro, como si nada hubiera sucedido: «No todos los sectores se podrán poner en marcha a la vez», opinó. «No existen precedentes históricos de algo similar, que se haya paralizado la actividad no totalmente, pero un porcentaje muy elevado», advirtió. «En un guerra no se para la producción del todo y hemos mandado parar la actividad productiva».

Armesto cree que la recuperación en el día después del estado de alarma «va a costar un poco más» en el sector servicios. En negocios vinculados al turismo, restaurantes, eventos y espectáculos la afectación por las restricciones, «lógicamente, es muy importante». El miedo es otro de los factores que, a ojos de Armesto, marcará y mucho el devenir de la actividad económica. Y es que tal y como remarcó el economista «hay un elemento clave de la incertidumbre que es el miedo de las empresas y las personas». Será capital «cómo van a reaccionar ante esta falta de confianza empresarial y de los consumidores».

Efectos más allá del coronavirus

En un contexto de «gran incertidumbre» ve «bastante difícil» evaluar perspectivas económicas de futuro para Galicia, puesto que: «No sabemos ni la profundidad de la crisis ni el tiempo que va a durar». La destrucción de empleo de media en marzo en Galicia fue de casi 10.000, aunque si se coge como referencia el último día del mes la caída es de 36.000 trabajos respecto al inicio de marzo, según los datos de la Seguridad Social.

Asimismo, esta semana Fedea ha publicado un informe en el que prevé que los despidos que se producirán en Galicia una vez pase la alerta sanitaria serán más de 70.000. Por su parte, Ceprede estimaba a mediados de marzo que el impacto en el PIB de la Comunidad será de una caída del 1,4 % en el 2020. «Es muy difícil anticipar qué va a pasar en medio plazo, nos tenemos que centrar en el corto plazo», razona este Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales. Todos son «ejercicios sujetos a muchas hipótesis».

Este economista tiene claro que «va a haber efectos más allá del coronavirus», «No pensemos que cuando acabe la crisis sanitaria del coronavirus va a acabar la crisis económica», avisa.

«Todo pasa por una reacción coordinada»

De tal forma, Armesto aseguró que «hay que pensar qué se hará después de que acabe esta crisis sanitaria». «Todo pasa por una reacción coordinada, a nivel europeo y solidaria, estamos en una situación muy difícil», sentenció. Y es que, tal y como explicó, «esta situación de la oferta y demanda requiere liderazgos fuertes políticos y económicos», «yendo de la mano con todos los criterios médicos y técnicos». También considera importante en favor de la confianza que haya «mucha transparencia» en los datos.

En este sentido, dado que la «garantía» para el empleo ante la avalancha de ERTE es de seis meses, «en función de cómo sea la salida de esta crisis» se verá si hay ERTE que se convierten en ERE. Armesto también identificó varios factores a tener en cuenta sobre riesgos de pérdida de empleo, contratos temporales que se acaben y no se renueven, personal que se iba a contratar solo en determinadas campañas, unido a las empresas que van a «ralentizar» inversiones que tenían previstas.

En un momento en el que la demanda de las familias se basa principalmente en la compra de alimentos, lo que sí tiene claro es que este estado de alarma «se va a notar mucho en el día después en los ámbitos de consumo». «Antes había pequeños porcentajes en compras on-line, pero ahora es una situación completamente nueva, nos hemos tenido que adaptar». «Creo que va a haber un cambio importante».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Galicia afronta un parón económico «sin precedentes» a causa del coronavirus