Moncloa desautoriza a Trabajo por su guía sobre el coronavirus para empresas y empleados

Presidencia deja claro que las indicaciones sobre la enfermedad las marca el Ministerio de Sanidad. Sindicatos y patronal critican el documento elaborado por el departamento de Yolanda Díaz

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez
El ministro de Sanidad, Salvador Illa, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

Redacción

La gestión de la crisis del coronavirus ha causado un nuevo desencuentro entre los dos socios del Gobierno de coalición de Pedro Sánchez. La publicación de forma unilateral de una guía para empresas y trabajadores por parte del ministerio de Trabajo, que lleva Yolanda Díaz (Unidas Podemos), ha provocado la respuesta de Moncloa, que ha desautorizado la iniciativa y ha querido dejar claro públicamente que las indicaciones sobre la expansión de la enfermedad las marca el Ministerio de Sanidad, en manos del PSOE.

Desde presidencia del Gobierno han explicado que todo el Ejecutivo «sigue las indicaciones concretas» del departamento que dirige el socialista Salvador Illa y han recalcado que estas se basan «en un seguimiento constante de la situación, transparencia informativa y evidencia científica». 

En medio de la polémica, el vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha querido reivindicar este jueves el «gran trabajo» que, a su juicio, está haciendo la ministra de Trabajo y Economía Social «para recuperar y ampliar derechos laborales». Iglesias, en Twitter ha querido mostrar su apoyo a Díaz, aunque sin hacer referencia alguna ni a la guía ni al coronavirus.

La advertencia de Moncloa llega cuando se cumplen 50 días del Gobierno de coalición y en el contexto de una fractura abierta en el Ejecutivo a cuenta del borrador de la ley de libertad sexual elaborado por el ministerio de Igualdad de Irene Montero. Esta crisis ha derivado en el intercambio de descalificaciones entre integrantes del Consejo de Ministros y portavoces de los partidos. 

El documento elaborado por el Ministerio de Trabajo ha sido criticado por la patronal y por los sindicatos. Las organizaciones empresariales CEOE y CEPYME consideran «un grave error» dar difusión a esta guía. Creen que genera «alerta y confusión» al no corresponderse con la valoración del riesgo realizada por Sanidad, según informa Europa Press. También reprochan que se haya elaborado sin la participación de los agentes sociales. 

Según el presidente de la CEOE, determinadas interpretaciones de la guía podrían «poner patas arriba el sistema productivo español». En una entrevista en la cadena Cope, Antonio Garamendi, ha criticado la sugerencia de recurrir al teletrabajo porque no es posible en sectores como la hostelería o la industria, en cuyo caso «paralizarían el país», según la agencia Efe.

Pepe Álvarez, secretario general de UGT, critica que el departamento de Yolanda Díaz sacara la guía sin consultar. Y la ve «técnicamente mejorable». «Lo razonable sería que pudiéramos hablar con Sanidad y con Trabajo y que las decisiones sean conjuntas, conocidas y compartidas con los agentes sociales», dijo. 

Yolanda Díaz defiende la guía

La guía elaborada por Trabajo recomienda a las empresas paralizar su actividad si hay riesgo de coronavirus. Ante la polémica desatada tras el pronunciamiento de Moncloa y de las críticas de los agentes sociales, Yolanda Díaz ha reconocido que son Pedro Sánchez y el Ministerio de Sanidad los que coordinan la acción del Ejecutivo en este ámbito. Aún así ha defendido la publicación y ha calificado el documento de «transcripción» de las normas que están en el ordenamiento vigente.

También ha dicho que si fuera necesario adoptar medidas excepcionales para combatir la enfermedad «obviamente serán negociadas» con los interlocutores sociales.

El PP, a través de su vicesecretaria de Política Social, Cuca Gamarra, ha pedido la comparecencia parlamentaria de la vicepresidenta Carmen Calvo para que explique las medidas que está adoptando el Gobierno. Y ha criticado la controvertida publicación de Trabajo: «Cuando hablamos de esa guía, que afecta al ámbito económico, tiene que haber diálogo social. Los agentes dicen que ese diálogo no se ha producido».

La ley de libertad sexual fractura al Gobierno

Gonzalo Bareño
;
Fractura en el Gobierno de coalición a cuenta de la ley de libertad sexual Campo: «Los políticos hablamos demasiado»

Guerra abierta entre PSOE y Unidas Podemos por las críticas al borrador de la ministra Montero

Fin de la luna de miel. El Gobierno de coalición cumple sus primeros cincuenta días inmerso en su mayor crisis interna desde su toma de posesión. Aunque el mensaje oficial era que la sintonía superaba las expectativas, la presentación de la ley de libertad sexual ha puesto de manifiesto las profundas diferencias, que trascienden este texto legal. 

Calendario

Presiones de Montero. Aunque desde el primer momento surgieron discrepancias, especialmente en lo que afecta a la política de comunicación, ha sido la ley de libertad sexual la que ha hecho estallar las hostilidades. Frente al deseo de la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, y del ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, de abordar integralmente la reforma del Código Penal, Unidas Podemos presionó a Sánchez y exigió que el anteproyecto, impulsado por la ministra de Igualdad, Irene Montero, se aprobara antes del 8 de marzo para hacer bandera de él en el Día Internacional de la Mujer. El PSOE accedió finalmente a que el texto se presentara por adelantado. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Moncloa desautoriza a Trabajo por su guía sobre el coronavirus para empresas y empleados