La aceleradora aeronáutica de la Xunta selecciona 17 proyectos para el desarrollo de drones

De esos, se elegirán a seis finalistas para defender sus propuestas


La Voz

La aceleradora Business Factory Aero (BFAero), de la Xunta, ha seleccionado 17 proyectos finalistas para el desarrollo de drones de entre los 40 que se presentaron a la fase de selección del concurso, el segundo que convoca esta entidad. Las iniciativas están vinculadas al sector aeronáutico y a los vehículos no tripulados. De las 17 se elegirán solo a seis, que el próximo jueves 12 podrán defender su propuesta en una entrevista. Al día siguiente se darán a conocer los ganadores. Tres de ellos entrarán en la fase de aceleradora porque están más maduros, y otros tantos, en la incubadora.

De los 17, la mayor parte son empresas emergentes gallegas. Entre ellos abundan los proyectos para el diseño y producción de drones, tratamiento de datos e información, cargas de pago e sistemas, fabricación, tecnologías habilitadoras, aeronavegabilidad, medios formativos, automatización, terminación de vuelo y seguridad.

BFAero ofrecerá a las seis iniciativas finalistas un completo plan para el desarrollo y lanzamiento de su producto o servicio, con una duración de 24 meses para la etapa de incubación y de 12 para la de aceleración. Dispondrán de apoyo económico de la Xunta, pues accederán a una financiación de hasta 100.000 euros a fondo perdido en la fase de incubación y de hasta 50.000 en la de aceleración.

«Profe, ¿para qué sirve un dron?»

maría guntín

Once colegios de la provincia se benefician de un programa de formación en el Aeródromo de Rozas

Once colegios de la provincia de Lugo llevarán a sus alumnos al Aeródromo de Rozas para participar en el Drone Day, unas serie de jornadas organizadas por la multinacional Boeing, en colaboración con la Xunta y dentro del marco de actividades programadas para incentivar vocaciones en los ámbitos científicos y tecnológicos.

Miguel Ángel Gómez es el encargado de enseñarles a los jóvenes de tercero de la ESO para qué sirve un dron y cómo manejarlo. Aprenden sus funciones empresariales e industriales, a nivel profesional. «Por la mañana les enseño la parte teórica. Conceptos como la suspensión o cómo volar. Después prueban con un simulador real y aprenden a manejar el dron. Por último, lo intentan con uno real», cuenta Miguel, especialista en formación y con más de 40 talleres impartidos a su espalda.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La aceleradora aeronáutica de la Xunta selecciona 17 proyectos para el desarrollo de drones