Un mar de luz frente a las costas gallegas

Manoli Sío Dopeso
m. sio dopeso VIGO / AGENCIA

ECONOMÍA

Arranca en Portugal el primer parque eólico flotante de Europa, que generará energía para 60.000 hogares

28 oct 2019 . Actualizado a las 20:59 h.

Con 1.498 kilómetros de costa, por falta de mar no será. Y por falta de viento tampoco. Pero Galicia, que ya genera el 40 % de la energía eléctrica que se consume en la comunidad a golpe de molinillos plantados en lo alto del monte, tiene mar adentro enorme filón de megavatios limpios y sostenibles aún por explotar.

Al otro lado de la frontera natural que traza el río Miño, el 52,6 % de la electricidad que se consume procede de fuentes renovables. Es una apuesta del Gobierno de Portugal, que esta semana ha iniciado la instalación de Windfloat Atlantic (WFA), el primer parque eólico flotante de Europa, a 20 kilómetros de la costa de Viana do Castelo (a 60 kilómetros de distancia de Tui).

La primera estructura, de las tres que conforman el proyecto, fue construida en las instalaciones del astillero de Fene por Navantia y Windar Renovables.