La Fiscalía eleva a 8 años y medio la petición de cárcel para Rodrigo Rato

J. A. Bravo MADRID / COLPISA

ECONOMÍA

SUSANA VERA | reuters

Suma el delito de falsedad documental al de fraude en la salida a bolsa de Bankia

23 jul 2019 . Actualizado a las 00:40 h.

El futuro procesal de la antigua cúpula de Bankia se vio ayer un poco más ennegrecido tras confirmar la Fiscalía Anticorrupción el endurecimiento de la postura que adelantó en noviembre pasado, al comienzo del juicio por la polémica salida a bolsa de la entidad en julio del 2011. Ahora el número de exconsejeros y exdirectivos acusados por el ministerio público se triplica, al pasar de los cuatro iniciales con el expresidente Rodrigo Rato a la cabeza a un total de 14. Asimismo, al delito de presunto fraude a inversores que les imputaba añade ahora otro de falsedad documental por el supuesto engaño de las cuentas del banco en el 2010 y también en el 2011.

Para la fiscala Carmen Launa, estamos ante un proyecto que pecaba totalmente de «inconsistencia», lo cual era «plenamente conocido» por los dos máximos responsables de la entidad en aquella época, el citado Rato y el entonces vicepresidente José Luis Olivas, dos antiguos políticos (el primero llegó a ser vicepresidente económico del Gobierno y el segundo presidente de la Generalitat valenciana) metidos a financieros. Ambos, insistió en sus conclusiones finales ante el tribunal de la Audiencia Nacional presidido por la veterana magistrada Ángela Murillo, tuvieron una «especial responsabilidad» en que el referido estreno bursátil se realizara «sustrayendo a los inversores la información esencial acerca de la verdadera situación patrimonial» de Bankia e incluso, directamente, de su propia inviabilidad ante la pérdidas multimillonarias que arrastraba en realidad.