La renuncia a heredar en Galicia se dispara un 20 % y bate otro récord

Hasta septiembre hubo 2.219 casos, un 31 % más desde que hay bonificaciones


santiago / la voz

La renuncia a heredar es un fenómeno que sigue al alza. El número de casos creció durante la crisis económica, pero las negativas siguen aumentando y a un ritmo cada vez más intenso. De hecho, Galicia ha batido un nuevo récord en los tres primeros trimestres de este 2018, al contabilizarse 2.219 renuncias, lo que supone un crecimiento del 20 % respecto al año anterior y del 31 % desde que entró en vigor en Galicia la rebaja del impuesto de sucesiones, una reforma que dejó exentos los primeros 400.000 euros por heredero y que se aplica desde el 1 de enero del 2016. Los datos del Consejo General del Notariado ponen de nuevo encima la mesa la misma pregunta: ¿por qué sigue habiendo ciudadanos que optan por decir no?

La respuesta no tiene que ver con el pago de impuestos, ya que una amplísima mayoría están exentos, sino con la composición del propio legado. Facenda recuerda que cuando se hereda no solo se recibe el activo, sino también el pasivo. Esto significa que el beneficiario responde con su patrimonio ante las deudas del causante. Los largos años de crisis hicieron que muchos ciudadanos contrajeran mayores deudas para afrontar pagos o que incluso avalasen con patrimonio sus empresas o a otros ciudadanos. El estallido del mercado inmobiliario produjo un importante deterioro, sobre todo, en los bienes inmuebles. Dicho de otro modo: puede darse el caso de que al heredar una vivienda pese sobre ella una hipoteca, y que el valor de esa propiedad no sirva para satisfacer la deuda con la entidad bancaria. En algunos casos, y no son los más comunes, la renuncia a heredar se produce porque el valor de lo que se recibe es muy bajo, incluso inferior a los costes administrativos.

Alberto Vaquero, profesor de Economía Aplicada en la Universidade de Vigo, recuerda que tras la renuncia de herencias hay otros factores que deben tenerse en cuenta. Por ejemplo, que las ventajas fiscales solo son aplicables a herederos directos: hijos, padres, nietos y cónyuge del fallecido. Es decir, que hay otros grados de parentesco a los que, fiscalmente, no les resulta tan ventajoso heredar. «Otra de las causas que estaba detrás de la renuncia era que para las herencias del extranjero, de fuera de la UE, no se aplicaban las deducciones autonómicas; la aplicación por parte de la AEAT de la sentencia del Supremo, que dice que no cabe esta discriminación, contribuirá a reducir el número de renuncias», puntualiza Vaquero.

Facenda insiste en que, según los datos que maneja el Consejo General del Notariado, Galicia se sitúa en el grupo de autonomías donde hay menor número de renuncias. «A inmensa maioría das herdanzas en Galicia acéptanse sen problemas por parte dos familiares ou das persoas máis próximas ao falecido», explican. Según la Xunta, sobre el total de herencias, las renuncias supusieron el 10,20 % en el 2017, y el 11,2 % en lo que va del 2018, lo que coloca a esta comunidad lejos de los porcentajes que se contabilizan en Asturias (20,2 %), La Rioja (17 %), Baleares (16,6 %), Murcia (16,3 %) o Andalucía (15,7 %).

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
20 votos
Comentarios

La renuncia a heredar en Galicia se dispara un 20 % y bate otro récord