Alfredo Ramos: «El empleo tenderá a crecer con la expansión a otras comunidades»

Alfredo Ramos, director general de R, confirma que la operadora gallega se desplegará en el 2019 a León y Cantabria


REDACCIÓN / LA VOZ

Alfredo Ramos (A Coruña, 1972) pilota R en un momento clave en el sector de las telecomunicaciones, con la explosión de los contenidos audiovisuales y el Internet de las cosas y con el 5G en el horizonte.

-¿Qué balance hace de la integración en Euskaltel?

-Seguimos caminando, en el 2019 integraremos los sistemas de información. Hemos avanzado tanto a nivel organizativo como especializando a los equipos para evitar duplicidades. Por ejemplo, el director de márketing de empresa, Isidro Fernández de la Calle, y el 80 % de su equipo están aquí, dando servicio a todo el grupo. Y al revés, en residencial contamos con el equipo de Francesco Angelone, que está en Derio (Bilbao). R, Telecable y Euskaltel siguen con sus razones sociales separadas, generando IVA y empleo en sus territorios de referencia; en el caso de R, 191 internos y 1.183 profesionales que trabajan cien por cien para el proyecto de colaboradores.

-¿La plantilla se va a mantener estable?

-El empleo en Galicia que necesita el proyecto de R es estable, o tenderá a crecer en la medida en que seamos capaces de impulsar proyectos de expansión: aparte de León y Cantabria [Ramos confirma que el próximo año empezarán a operar en estas dos provincias], lo que tenemos en Galicia de despliegue de fibra propia. La fuerza de trabajo la adaptaremos en cada momento a lo que sea más eficiente. No le puedo decir cómo se combinan esos 191 y 1.183, pero que necesitamos en torno a 1.400 profesionales en Galicia en este proyecto va a seguir siendo una realidad.

-El 70 % de las compras que hace R son a empresas foráneas. ¿Va a aumentar la apuesta por los proveedores gallegos?

-La apuesta por el que lo haga mejor y aporte más valor al grupo. Ya hay proveedores como Plexus que dan servicio de operación de data center a todo el grupo, cuando antes en cada territorio había uno. El a vaquiña polo que vale vale para todos.

-¿Van a volver a subir las tarifas?

-El value for money no deja de subir. El kilovatio hora sube, los gigas cada vez son más baratos. Tenemos cada vez más servicios en el hogar. No hace tanto tiempo era fácil gastarse en torno a 60 euros por cada uno: telefonía fija, móvil y televisión de pago. Hoy nuestro ingreso medio por cliente está en torno a 60 euros más IVA al mes, y con una penetración de nuevas contrataciones en cuádruple play superior al 80 %. Hemos conseguido democratizar un montón de servicios.

-¿Entonces...?

-El 22 de diciembre se revisarán algunos establecimientos y excesos de tarifas que no son ilimitadas.

-La portabilidad alcanzó cifras récord en septiembre. ¿Por qué son tan «infieles» los usuarios de telefonía?

-Ha sido coyuntural. Un operador de la competencia [Vodafone] decidió primero regalar el fútbol y luego dejar de dar el fútbol, y entonces los clientes que había ganado los perdió. Nosotros hemos incorporado la Liga 123 esta temporada, y con el Dépor y el Lugo está teniendo especial interés.

-¿Cómo ha afectado a R la guerra del fútbol? ¿Han perdido clientes?

-Para nosotros el impacto fue hace unas temporadas, cuando decidimos dejar la Liga de Primera División. Ha habido una concentración de derechos en un solo mayorista que ha inflado los precios casi cinco veces. No vimos razonable el incremento de costes que tendríamos que trasladar a nuestros clientes no solo de fútbol, sino a todos, que es lo que está pasando hoy en los operadores que dan la Primera División.

-¿Ha mejorado la cobertura con Orange este año?

-Lo que hemos hecho con Orange desde septiembre del 2016 que empezó la migración desde Vodafone es una coinversión de 28 millones de euros, cerca de 160 acciones de mejora de cobertura con nuevos nodos, emplazamientos, despliegue de cobertura en interiores de los principales hospitales de Galicia... Estamos trabajando en cubrir zonas de sombra donde nuestros clientes se mueven: ya no solo donde viven y trabajan, sino adonde van.

-¿Detectan algún cambio en las preferencias de los consumidores: por los combos, la televisión, los bonos ilimitados para redes sociales o música...?

-Los bonos están teniendo aceptación, especialmente el de vídeo ilimitado, y en menor medida el de fin de semana y el de redes sociales. El de música está teniendo menor contratación, porque las franquicias de datos han crecido tanto que el paquete de entrada va con 20 gigas de datos.

-¿La gente sigue comprando móviles a plazos?

-Sí. Financiar a plazos y además sin intereses disminuye una barrera de entrada y convierte ese desembolso en algo más llevadero que acompaña a la factura de servicios. Más del 90 % de los móviles que comercializamos se compran a plazos. El precio medio está entre 230 y 250 euros.

-Han lanzado una solución de Internet de las cosas (3ollosR).

-Es una variante ligera de sensorización desde el propio móvil en el que podemos, sin coste, tener la ubicación de los integrantes de la unidad familiar (los chavales, los abuelos...), recibir alertas en función de si no están donde debieran o incluso darle a un botón de alerta que sería atendido por otro miembro de la familia.

«Cerca del 80 % de los usuarios hacen consumo no lineal de contenidos audiovisuales»

R anunció esta semana la puesta en marcha de una aceleradora de contenidos audiovisuales.

-El Startups R DiCo Challenge pone mucho énfasis en la rentabilización de los proyectos.

-Buscamos utilizar R y el grupo como una plataforma para nuevos conceptos e ideas que nos ayuden tanto a mejorar nuestros servicios como que sirvan de test de concepto para vender nuestra plataforma a mayor escala.

-La gente piensa en series y películas, pero hay más, ¿no?

-Hablamos de aplicaciones para Android TV vinculadas al deco 4K donde están APP como la de La Voz de Galicia, Netflix y otras. También contenidos educativos innovadores, sociales, realidad virtual y aumentada, enriquecimiento de contenidos (el metadato: cómo se enriquece contextualmente y se da al espectador la oportunidad de profundizar más allá de lo que está viendo), big data aplicado a los contenidos televisivos, gaming, IoT...

-¿Ha aumentado el consumo de contenidos audiovisuales en dispositivos móviles?

-Cerca del 80 % de los usuarios hacen consumo no lineal: en vez de darle a la tele y ver qué están echando, buscar en Rebobina qué quieres ver y darle al play. Eso se puede hacer desde el móvil con el servicio TV Conmigo y con el decodificador en casa.

-¿Cuándo llegarán las primeras redes y móviles 5G operativos?

-En Galicia PSA está haciendo pruebas piloto para el coche conectado y autónomo. Pero primero hay que acabar de desplegar las redes 4G: a día de hoy más del 80 % del consumo de nuestros clientes es en 4G. El 5G te va a dar más velocidad, más capacidad, dispositivos que se pueden conectar con menor latencia y una menor potencia de emisión entre el dispositivo y la red; eso va a permitir baterías casi eternas para determinadas aplicaciones y una densificación de wearables, etcétera. Espectacular. Pero también lleva una densificación de antenas tremenda y para ello hay que invertir en redes fijas y llevar conexiones de calidad. Eso llevará su tiempo, no va a ser inmediato. Comercialmente, no antes del 2020 o el 2021.

-¿Qué hace falta para convertir esta esquina del noroeste en una especie de Silicon Valley?

-Hay que sumar fuerzas en lugar de buscar minifundios. Faltan unos 1.500 profesionales en el sector y trabajamos en iniciativas como el DigiTalent de Amtega para la estimulación temprana de las vocaciones hacia las carreras técnicas o STEM.

«Los accionistas cambian y los buenos proyectos permanecen»

El grupo británico Zegona ha lanzado una opa sobre el 14,9 % de Euskaltel, lo que lo convertiría en el inversor mayoritario (celebrará su junta de accionistas en la última semana de diciembre). Alfredo Ramos no cree que, si sale adelante, esté en riesgo la marca de R: «Si echamos la vista atrás, podemos hacer balance de que los accionistas cambian y los buenos proyectos permanecen, con sus equipos y su ecosistema de proveedores. Tenemos un plan estratégico 2018-2022 y es la hoja de ruta marcada. El reto del grupo es cumplirlo y superar los objetivos económicos, porque esa es la manera de tener la tranquilidad en el proyecto a largo plazo, independientemente de los movimientos a nivel accionariado».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
6 votos
Comentarios

Alfredo Ramos: «El empleo tenderá a crecer con la expansión a otras comunidades»